ArcelorMittal mantiene la incertidumbre sobre sus inversiones medioambientales

Principado y Ministerio confían en un acuerdo, mientras el presidente de la multinacional en España reclama energía más barata.

Recomendados

Redacción Nortes
Redacción Norteshttps://www.nortes.me
Te contamos lo ocurrido centradas en la periferia.

El presidente de ArcelorMittal en España, José Manuel Arias, ha afirmado este jueves en Xixón que la construcción de la planta de reducción directa de mineral de hierro (DRI) en la factoría gijonesa de Veriña “hoy por hoy” no es posible por los elevados precios de la energía, que no permitirían que las instalaciones fueran “competitivas”.

Así lo ha explicado durante el acto de inicio de la construcción del horno híbrido de arco eléctrico de Xixón, que comenzará a producir en el primer trimestre del 2026, considerado por la firma un hito en su programa de descarbonización en España y el primer paso hacia una producción de acero con una baja huella de carbono en el Principado.

ArcelorMittal ya cuenta con el informe ambiental favorable para poder levantar la planta de DRI en la factoría de Veriña, instalación que sustituiría a un alto horno y completaría el plan descarbonizador de la factoría gijonesa de ArcelorMittal, que de momento mantiene congelado este proyecto y sigue sin confirmar la inversión.

No obstante, Arias ha resaltado que “cargar” en las instalaciones de Asturies con una fabricación más cara “de la que se puede obtener fuera de Europa” no es sostenible, al tiempo que ha reclamado unos precios de la energía y del hidrógeno “competitivos”.

El presidente de ArcelorMittal en España ha indicado que lo más importante es conseguir que las condiciones económicas sean “sostenibles” y no “ficticias” para la industria.

Arias ha apuntado que el inicio de la construcción del horno híbrido de arco eléctrico supone “un paso importantísimo” para que el resto de inversiones en las instalaciones del Principado de la multinacional siderúrgica puedan llevarse a cabo.

En esta línea, ha indicado que el DRI se usa en una acería electrificada, por lo que “lo primero” es proceder a electrificar las acerías.

Un momento del acto celebrado en Veriña.

Arias ha hecho estas declaraciones después de que, en el mismo acto, el comisionado especial para el PERTE de Descarbonización Industrial, Luis Ángel Colunga, trasladaba a ArcelorMittal el “compromiso” del Ministerio de Industria para “mantener” los 450 millones autorizados por la Comisión Europea como ayudas públicas para la planta de DRI.

Reacciones de Barbón, Industria y CCOO

El presidente del Principado, Adrián Barbón, ha asegurado este jueves que la multinacional ArcelorMittal puede estar segura de que contará con el “pleno respaldo “de su Gobierno y del de España para que el plan de descarbonización de la factoría de Veriña se aborde íntegramente y se lleven a cabo todas las inversiones anunciadas, incluida la planta de reducción directa de hierro (DRI). “Somos serios y de fiar”, ha afirmado el jefe del Ejecutivo.

Desde CCOO, que considera que las inversiones son claves para el mantenimiento de la industria asturiana, su secretario de Industria, Damián Manzano, ha pedido “claridad” a la multinacional, que mantiene la tensión con las instituciones.

El comisionado especial para el PERTE de Descarbonización Industrial, Luis Ángel Colunga, ha trasladado este jueves a ArcelorMittal el “compromiso” del Ministerio de Industria para mantener los 450 millones autorizados por la Comisión Europea como ayudas públicas para la planta de reducción directa de mineral de hierro (DRI) en Asturias.

El comisionado especial para el PERTE de Descarbonización Industrial ha resaltado que el Gobierno de España tiene un “compromiso muy fuerte” con el proyecto de la planta de DRI, que “se está retrasando” por un cúmulo de cuestiones.

En este sentido, ha destacado que, pese a que el hidrógeno como fuente de energía aún no está “maduro”, no es posible tener industrias competitivas “a base de subvenciones a los precios de los combustibles”.

Ha insistido en que Industria va a mantener “esa ayuda para el DRI” de 450 millones de euros, un proyecto para el que “se sigue negociando” con la compañía.

Actualidad