Emotivo homenaje en Xixón a los asturianos y asturianas “que combatieron contra el terror nazi”

Rosa Rodríguez y Manuel Martínez, del Grupo Eleuterio Quintanilla, leyeron los nombres de las 31 personas gijonesas deportadas a campos de concentración.

Bajo un cielo lluvioso y encapotado, varias decenas de personas se desplazaron hasta la Senda de El Cervigón para participar este mediodía en dos ofrendas florales que tuvieron como escenarios el monolito dedicado a las víctimas asturianas del nazismo y las inmediaciones de la casa en la que vivió la escritora y librepensadora Rosario de Acuña. El homenaje, algo deslucido por el mal tiempo, fue sin embargo emotivo y contó con una representación institucional de máximo nivel, ya que a las personas representantes de las entidades convocantes se sumaron la alcaldesa, Ana González; la concejala de Memoria Democrática, Salomé Díaz; la portavoz de Podemos-Equo Xixón, Laura Tuero, y el portavoz de Izquierda Unida, Aurelio Martín.

El acto, conmemorativo del 75 aniversario de la liberación por las tropas aliadas del campo de concentración austriaco de Mauthausen, lo abrió Luis Pascual, presidente del Ateneo Obrero de Gijón, con un agradecimiento al Grupo Eleuterio Quintanilla, que ha venido rastreando las huellas de las gijonesas y gijoneses “que padecieron en los campos de concentración nazis”. Recordó que entre las personas asistentes al acto había familiares de algunas de esas víctimas y anunció que el Ayuntamiento de Xixón tiene previsto instalar placas con los nombres y apellidos de todas ellas.

Salomé Díaz, Ovidio Álvarez Rozada, Rafael Velasco, Pedro Timón, Rosa Rodríguez y Manuel Martínez.

Seguidamente Salomé Díaz tuvo unas palabras de recuerdo para “los que volvieron y para los que se quedaron” en los campos de concentración, y leyó unos versos de Cuaderno de la guerra, del poeta gijonés Ignacio González. Tomó el relevo el profesor Ovidio Álvarez Rozada, directivo de la Sociedad Cultural Gijonesa, quien aseguró que “la historia del nazismo es la historia de la ideología que representa el horror máximo del siglo XX”. Señaló que el campo de Mauthausen, al que fueron a parar varios miles de antifascistas españoles, “representa la parte más olvidada del exterminio y del Holocausto. No sólo fueron exterminados judíos, también gitanos y personas de otras etnias. Y hubo también un genocidio político, lo sufrieron los combatientes políticos que cayeron en la Segunda Guerra Mundial. Y solemos olvidar que hubo muchos españoles combatiendo contra el terror nazi”.

El abogado Rafael Velasco, presidente de la Federación Asturiana Memoria y República (FAMYR), dijo por su parte que “hoy es un día de celebración por la victoria frente al nazismo, pero con un sabor agridulce, porque aquellas tropas que derrotaron al fascismo en Stalingrado o en Normandía no llegaron hasta España”. Lamentó que “aquí no tuvimos nuestro proceso de Nüremberg con los jerarcas del fascismo sentados en el banquillo”. Y producto de ello, aseguró, se dan hechos como que “la línea dinástica” establecida por el dictador Francisco Franco para su sucesión en la jefatura del Estado “sigue vigente” o que hay “una calle llamada General Yagüe en Oviedo, mientras en París hay una calle llamada Stalingrado”. Añadió que “en otros países sería impensable que un asesino confeso como el inspector de la policía franquista Billy El Niño se hubiera ido a la tumba sin que le retiraran las medallas”. Cerró su intervención recordando que “sigue habiendo genocidios a día de hoy. Un recuerdo especial para el pueblo palestino, que está sufriendo el exterminio y el genocidio”.

Ofrenda floral ante el monolito erigido hace un par de décadas en la senda costera de El Cervigón.

Ana González no intervino en este primer acto, pero previamente atendió a los medios de comunicación allí presentes para recordar que “muchos de los gijoneses, asturianos, españoles que estuvieron en campos de concentración nazis fueron denunciados por el Gobierno fascista de Franco, debido a esa alianza que tenía con los nazis. ¿Cómo un Gobierno puede condenar a sus compatriotas a un campo de concentración y a la muerte? Porque muchos de ellos fueron asesinados allí. Está muy bien el lema de este monolito: Nunca más. Ojalá sea nunca más”. La regidora agregó que “hay que revisar los libros de Historia para contarla cómo es, sin ocultar las verdades, sin engrandecer a los que dieron golpes de Estado, a los que rompieron el Estado constitucional y además acusaron y llevaron a la muerte a sus compatriotas. Tenemos que contar la Historia tal y como fue, no podemos seguir contando la Historia de los vencedores”.

Rosa Rodríguez y Manuel Martínez, integrantes del Grupo Eleuterio Quintanilla, leyeron uno a uno los nombres de las 31 personas gijonesas deportadas a campos de concentración nazis. Tras la colocación de unos ramos de flores ante el monolito, una descendiente de Olvido Fanjul Martín, republicana gijonesa deportada al campo de concentración de Ravensbrück, aprovechó la presencia de la alcaldesa para comunicar que la familia agradece la intención que tiene el Ayuntamiento de dedicarle una calle pero que les gustaría que el reconocimiento no fuera individual, sino colectivo.

Momentos previos a la ofrenda floral en las inmediaciones de la casa de Rosario de Acuña.

A continuación, la comitiva descendió por la senda empedrada hasta las inmediaciones de la casa en la que vivió sus últimos años de vida la escritora y periodista feminista y librepensadora Rosario de Acuña y Villanueva (Madrid, 1850-Xixón, 1923). Ana Castaño, ex concejala de Izquierda Unida y socia del Ateneo Obrero, presentó el acto diciendo que “estamos muy contentos de que, después de muchos años, nuevamente tenga en él representación el Ayuntamiento de Xixón. No sucedía desde que dejó la alcaldía Paz Fernández Felgueroso“. Destacó de Rosario de Acuña, entre otras cosas, que “desarrolló una intensa vida intelectual y eso le generó problemas y dificultades a lo largo de su vida”.

La alcaldesa resaltó de ella que “fue una mujer que con su manera de vivir demostró su coherencia con una serie de principios”, y alabó su esfuerzo por “extender derechos y hacerlos cercanos a los trabajadores y trabajadoras, con una línea de defensa de la igualdad”. Avanzó que en 2023 se celebrará el centenario de su muerte y agradeció que el poeta José Bolado, uno de los grandes conocedoras de la figura de la escritora, haya cedido al Ayuntamiento material con vistas a los actos conmemorativos. Tras Ana González tomó la palabra la ex alcaldesa Paz Fernández Felgueroso, que participaba en representación de la Tertulia Feminista Les Comadres en “un acto emotivo de recuerdo, de reconocimiento a esta gran intelectual y gran precursora del feminismo en Gijón”. Se refirió asimismo a “sus convicciones republicanas y su apasionada defensa de la libertad”. Concluyó leyendo un pasaje de la obra de Rosario de Acuña La ramera.

La ex alcaldesa Paz Fernández Felgueroso y la alcaldesa, Ana González, con Luis Pascual, presidente del Ateneo Obrero.

Eva Fernández, vicepresidenta de la Sociedad Cultural Gijonesa, manifestó que “en estos tiempos oscuros en que nos vuelven a invadir la superstición y la mentira es importante reivindicar los valores de Rosario de Acuña”. Fue, añadió, “una intelectual, poeta y dramaturga”, y al mismo tiempo una gran conocedora del mundo campesino, “su figura es inabarcable”. Se refirió a ella como “una luchadora incansable y un ejemplo de moralidad cívica, de coherencia y de búsqueda constante del ideal ilustrado de justicia y progreso”.

Cientos de personas exigen en Xixón que Israel detenga “las masacres y crímenes contra el pueblo palestino”

En la concentración se pidió apoyo a la campaña internacional BDS: Boicot, Desinversión y Sanciones a Israel.

Varios cientos de personas se congregaron a última hora de esta tarde en la gijonesa plaza del Instituto para exigir que el Estado de Israel ponga fina a “las masacres, matanzas y crímenes que prácticamente comete a diario contra el pueblo palestino”, en palabras de Ahmad Refat Tawfiq. Este palestino y sindicalista de CCOO de Asturies fue el encargado de leer el comunicado en la concentración convocada por el Comité de Solidaridad con la Causa Árabe y la Coordinadora Asturiana de Organizaciones no Gubernamentales para el Desarrollo (CODOPA).

Ahmad Tawfiq denunció “las agresiones y bombardeos que está cometiendo el ejército de ocupación en Palestina, especialmente en Gaza”, las cuales se corresponden, dijo, con “la política colonial de apartheid que practica Israel“. Criticó a “los gobiernos de los estados que se llaman democráticos” por su inacción ante lo que está ocurriendo y también la información sesgada que ofrecen algunos medios de comunicación en estos países. Puso como ejemplo de ello que Israel impedía “la entrada en Palestina de las vacunas contra el COVID al mismo tiempo que los medios de comunicación occidentales ponían como ejemplo de vacunación a Israel”. Y aludió a “los miles de muertos” que se han producido ya en los territorios palestinos por el bloqueo israelí a la llegada de medicamentos.

Varias personas mostraron carteles con la imagen de la trabajadora humanitaria Juana Ruiz.

Ahmad Tawfiq mencionó en su intervención a Juana Ruiz, trabajadora humanitaria española en Cisjordania encarcelada por el Estado de Israel. Dijo de ella que “tuvimos el honor de tenerla en Asturias, entre nosotros. Su delito es trabajar para una organización humanitaria que ayuda al pueblo palestino. Desde aquí pedimos su inmediata liberación”. Terminó su intervención recalcando que “tenemos que levantar la voz para que acabe la ocupación. ¡Viva la lucha del pueblo palestino!”.

La lectura de unos versos del poeta y médico Yasser Jamil Fayad dedicados a las mujeres palestinas y los sones que aportaron varios miembros de la Charanga Ventolín pusieron la nota poética y la nota musical en un acto que abrió y cerró Javier Arjona, de Soldepaz Pachakuti, que tuvo unas palabras de recuerdo para las víctimas de los últimos bombardeos perpetrados por el ejército sionista, personificándola en Reema Saad, periodista de Gaza embarazada de cuatro meses que murió anteayer con su marido y sus dos hijos en uno de los ataques aéreos israelíes. “No es una guerra, es un exterminio”, aseguró, y frente a esa realidad “resistir es existir”. Pidió sanciones internacionales y que se aplique y se secunde la campaña BDS: Boicot, Desinversión y Sanciones contra Israel.

Una pancarta reclamaba la puesta en libertad de Juana Ruiz.

Piden un posicionamiento del Gobierno y el Parlamento asturianos

Por otro lado, la CODOPA iniciará una ronda de reuniones en los próximos días “para exigir un claro posicionamiento al Gobierno y al Parlamento asturianos en la protección de personas y organizaciones defensoras de los derechos de la población palestina, sistemáticamente violados por el Estado de Israel”. Considera que el caso de Juana Ruiz “establece un peligroso precedente para todas las personas y entidades que forman parte del sector de la cooperación y la acción humanitaria en Palestina así como del movimiento internacional de solidaridad con Palestina”

La citada trabajadora humanitaria, que pertenece a la organización palestina Health Work Committees (HWC), está encarcelada por el estado de Israel desde el 13 de abril, y hasta el 6 de mayo no fue acusada formalmente de ningún cargo, si bien ahora se la acusa, entre otros, de “pertenencia a una organización ilegal”. La Coordinadora de ONGD alerta de que “la campaña de desprestigio, criminalización y judicialización a la cooperación internacional y la acción humanitaria en el territorio ocupado palestino que sufren las entidades internacionales, incluidas las asturianas, dificultará el trabajo y la vida de las personas expatriadas en Palestina”.

LA CEAQUA critica que el Constitucional aún no haya notificado a Gerardo Iglesias la inadmisión de su demanda de amparo

Gerardo Iglesias, ex secretario general del PCE y fundador de Izquierda Unida. Foto: Pablo Lorenzana.

La Coordinadora Estatal de Apoyo a la Querella Argentina contra Crímenes del Franquismo (CEAQUA) considera “inadmisible e injustificable” que el Tribunal Constitucional anunciara el pasado mes de enero, por medio de una nota de prensa, la inadmisión a trámite de la demanda de amparo presentada por Gerardo Iglesias para que se investiguen judicialmente los delitos de tortura cometidos durante la dictadura franquista y que “más de tres meses después no haya notificado el auto de inadmisión”. Con ello, advierte la Coordinadora, se deja “durante todo este tiempo en absoluta indefensión al recurrente, desconociendo los argumentos desarrollados que motivan dicha decisión”.

La CEAQUA denuncia que “la demora entraña un absoluto desprecio a los derechos jurídico-procedimentales que asisten a Gerardo Iglesias Argüelles, evidencia la lentitud de la justicia constitucional e impide al demandante poder acudir a instancias internacionales”. En la mencionada nota de prensa, el Tribunal Constitucional informaba de que el auto se encontraba pendiente de redacción y que contaría con tres votos particulares, que formularían el magistrado Juan Antonio Xiol y las magistradas Encarnación Roca y María Luisa Balaguer. No obstante, el auto anunciado no ha sido notificado aún a la representación del ex dirigente comunista y fundador de Izquierda Unida, quien hace tres años presentó en el Juzgado de Instrucción número 4 de Uviéu una denuncia por torturas contra Pascual Honrado de la Fuente, inspector de la policía franquista destinado en Asturies.

Desde la Coordinadora recuerdan que a esa demora de tres meses largos hay que sumar los más de dos años transcurridos desde que se presentó demanda de amparo ante el Tribunal Constitucional. Ese proceder, asegura este colectivo, “no es compatible y no es conforme con la actuación de un tribunal que se considera máximo garante de los derechos fundamentales reconocidos constitucionalmente”. Por tanto, exige al Constitucional “que proceda de inmediato a la notificación del auto de inadmisión de la demanda de amparo formulada en el año 2018 por Gerardo Iglesias Argüelles”.

Querida Colombia

Concentración de apoyo a las movilizaciones populares colombianas celebrada en la plaza del Instituto, en Xixón, la pasada semana.

Aquel hombre, atrapado por la indigencia y el alcoholismo, se acercó a los policías con chalecos antibalas y metralletas que vigilaban la entrada del Congreso, en la plaza de Bolívar, y con una dignidad indomable les voceó a la puta cara un par de gritos desgarrados que a mí, que estaba a un centenar de metros, me estremecieron: «¡Asesinos del pueblo, criminales! ¡¿Me van a ‘balear’ porque les hablo duro?!». Ellos se miraron entre sí y rieron. Y el hombre, en manifestación individual, se dio media vuelta y fue a sumergirse plácidamente con su botella de alta graduación en esas aguas profundas de Santafé de Bogotá a las que nunca alcanza la luz ni la esperanza. Yo llegué a pensar en aquel momento que habrían podido ‘balearlo’ y que les habría salido gratis, porque a las fuerzas de seguridad colombianas les salen gratis, casi desde el mismo instante en que murió Simón Bolívar, las violaciones sistemáticas de los derechos humanos.

Viví aquella escena con la misma tensión con la que viví toda mi estancia de diez días en Colombia. Aquella mañana había ido, sin previo aviso, a la sede nacional de la Unión Patriótica. Llegué a la puerta, dos policías que escoltaban el edificio me salieron al paso. Salió a recibirme una mujer de mediana edad. Me presenté como periodista de un periódico asturiano. “Encantado, yo soy la compañera Ana”, me dijo dándome la mano. Me enseñó la sede, que yo había imaginado que estaría llena de gente y llena de vida, pero la vida estaba siendo aniquilada en Colombia; más de un centenar de grupos paramilitares campaban a sus anchas, algunos de ellos especializados en el exterminio de colectivos específicos de gamines, gais y lesbianas, sindicalistas obreros y agrarios… Y la Unión Patriótica y el Partido Comunista de Colombia pagaron un precio altísimo, con centenares de senadores, candidatos presidenciales, concejalas, militantes y alcaldes asesinados. A uno de ellos lo asesinó un sicario de quince años que cuando lo detuvo la policía confesó que él sólo quería plata para comprarle una lavadora a su madre, que seguía lavando a mano. Y la oligarquía colombiana financió el crimen.

Al despedirnos, la compañera Ana me dijo, con un aire de infinita tristeza pero también de eterna resistencia: «Usted que puede y sabe hacerlo, cuente que nos están aniquilando, compañero». Y yo al volver aquí lo hice, intento seguir haciéndolo, porque no ha cambiado mucho en Colombia desde aquellos tiempos. Las FARC (Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia), por un lado, y algunos escuadrones paramilitares, por otro, se desmovilizaron. Pero la oligarquía ha seguido financiando el exterminio de dirigentes comunales, indígenas, sindicalistas…

A la mañana siguiente de la visita a la Unión Patriótica hice un reportaje sobre los gamines, las niñas y niños de la calle que, semidesnudos, frecuentaban la fuente pública cercana al prestigioso rascacielos de la línea de bandera colombiana Avianca. Cada vez que un pijo de mierda con traje de ejecutivo pasaba por allí saboreando su café Starbust take away o su sándwich recalentado o su puto helado industrial medio derretido y le apetecía un minuto de diversión lanzaba una moneda a la cría o crío de turno para que la rescatara de la fuente haciendo apnea. Hablé con un par de aquellos neños que esnifaban pegamento en una bolsa de plástico mientras me contaban las historias de sus amigas, de sus amigos a los que hicieron ‘desaparecer’ una noche cualqiera mientras dormían en cualquier esquina. Detrás de esa limpieza étnica no había latifundistas agrarios, sino grupos de extrema derecha y también sicarios financiados por comerciantes poderosos que consideraban que los ‘gamines’ afeaban la imagen de Bogotá y espantaban la clientela y el turismo.

Me alejé de Bogotá tan pronto como pude. Cogí un autocar que me llevó, en un viaje interminable, a uno de los departamentos, una de las provincias, en las que operaban las FARC. En mitad de la ruta, en plena madrugada, una patrulla militar nos detuvo, hizo que bajara del vehículo todo el pasaje. Nos pusieron contra la carrocería del autocar con los brazos extendidos y empezaron a cachearnos. Yo caí en la cuenta de que en el bolsillo izquierdo de mi sahariana llevaba octavillas de la Unión Patriótica y en la derecha llevaba mi pasaporte español. Así que me pasé a la derecha (con perdón), saqué el documento justo cuando iba a meterme mano un militar. Comprobó la nacionalidad, me pidió disculpas por la molestia ceremoniosamente, me dijo que podía volver a subir al vehículo, él y sus compadres siguieron cacheando al resto de pasaje; era evidente que se trataba de colombianos y colombianas pero, aún así, eran potenciales sospechosos en su propio país.

Llegué a mi destino, en un departamento a varios cientos de kilómetros de Bogotá. Allá me recibió la familia de mi amiga María. Comí, dormí, charlé, me fotografié con su gente, mi gente también; lamento no haber tenido la oportunidad de conocer en vida a su padre, que sé por María que fue un campesino honesto y luchador, y me hubiera gustado robarle un abrazo. Al volver a Xixón revelé todas las fotos de aquel viaje y se las llevé a María antes que a nadie.

No he vuelto a Colombia desde entonces, y desde entonces ya ha pasado un cuarto de siglo en nuestras vidas. María sigue siendo mi amiga, a pesar de mis largos silencios. Cuando llegó a Asturies yo la ayudé económicamente y en los últimos meses es ella la que me ayuda a mí económicamente. María es una de esas trabajadoras invisibles, cuidadora de personas mayores, que cada día lo da todo en su trabajo. Yo tuve la suerte de conocerla porque cuando llegó se asentó en Pumarín, el barrio obrero de Xixón en el que nací y me crié. El mismo barrio en el que residió durante un tiempo Luciano Romero Molina, un refugiado colombiano que llegó acá cuando Xixón se declaró ciudad de acogida de personas perseguidas en sus países de origen. Por entonces un representante del PP gijonés insinuó que esta gente refugiada en España venía a vivir del cuento: Luciano volvió a Colombia cuando consideró necesario retomar la lucha y el pulso de país, y allá murió asesinado. No había venido aquí a vivir del cuento, venía simplemente a vivir.

En la última semana, la comunidad colombiana residente en Asturies y la Asturies que nunca ha dejado de movilizarse para defender acá y allá derechos y libertades, se unieron codo con codo en las concentraciones de Xixón y Uviéu. Yo cubrí para Nortes la información del acto de Xixón, en la plaza del Parchís. Cuando llegué, me encontré a mi amiga María, empuñando una de las pancartas coloristas con ese aire de rebeldía y belleza (perdón por la redundancia, porque la rebeldía y la belleza son lo mismo), con ese aire de cabreo y vitalidad que sigue conjugando en su acento colombiano y en su mirada morena y penetrante.

Ella siente Colombia a flor de piel aunque lleve ya más de treinta años en Asturies. Colaboró en su momento con el movimiento M-19, le quedaron secuelas crónicas por el “trato” que le dio la policía. No le gusta hablar de ello, pero yo estoy bien orgulloso de mi amiga María, que pagó ese tributo de rebeldía, justicia y libertad. El otro día, en la concentración, le robé un foto antes de acercarme a saludarla detrás de su pancarta, que también es la mía. Ella se emocionó, yo retuvé la emoción, pero cuando caminaba de regreso a casa, sólo y con paso apresurado para escribir la noticia para este periódico, la humedad empezó a empañarme los ojos.

No bajen los brazos, compañeras, compañeros colombianos.

Podemos-Equo Xixón pide que se constituya ya el Consejo de la Memoria Democrática

Planta de un carbayu en las inmediaciones del paredón del cementerio gijonés de El Sucu llevada a cabo el pasado 14 de abril por las entidades memorialistas. FOTO: Luis Sevilla

El grupo municipal de Podemos-Equo Xixón, por medio de su concejal Juan Chaves, preguntará en la próxima reunión de la Comisión de Participación Ciudadana, Distritos y Obras acerca de la demora en la constitución del Consejo Sectorial de la Memoria Democrática de Xixón. El edil de la coalición verdimorada le recuerda al equipo de gobierno municipal formado por el PSOE e IU que “una de las medidas de Podemos-Equo Xixón aceptada en los acuerdos presupuestarios de 2020 fue la creación de un Consejo Sectorial de la Memoria Democrática durante el primer trimestre del año”, y reclama que dicho órgano se ponga en marcha ya.

Asegura al respecto que “es verdad que en marzo de 2020 llegó la pandemia y todo se paralizó, pero después del verano yo mismo me reuní con Alberto Ferrao, que en ese momento era concejal responsable de Memoria Histórica, y me presentó los estatutos y reglamentos de ese Consejo de la Memoria”. Podemos-Equo Xixón planteó algunas enmiendas al texto propuesto por el equipo de gobierno y, añade, “nos consta que posteriormente se presentó a las entidades memorialistas en al menos dos reuniones, pero a día de hoy no sabemos nada del Consejo Sectorial de la Memoria Democrática”.

Juan Chaves preguntará también en la citada comisión municipal por el rescate de la treintena de paneles explicativos “que formaron parte de la exposición Un paseo por el Gijón de la guerra civil, creados en colaboración con las entidades memorialistas y republicanas de la ciudad y que tenían como objetivo mostrar los lugares estratégicos de los bombardeos que sufrió Xixón en 1936 y 1937″. Podemos-Equo Xixón propuso al Ayuntamiento recuperar esos mupis y “la Concejalía de Cultura y Educación se comprometió a ello, pero tanto en esto como en lo que concierne al Consejo de la Memoria Democrática seguimos sin noticias”, explica.

Concentración de solidaridá col pueblu palestín esti vienres en Xixón

Concentración d'apoyu a la trabayadora humanitaria Juana Ruiz y al pueblu palestín el pasáu mes d'abril na plaza del Institutu. FOTO: David Aguilar Sánchez

El Comité de Solidaridá cola Causa Árabe (CSCA) y la Coordinadora Asturiana d’Organizaciones non Gubernamentales pal Desarrollu (CODOPA) convoquen pa esti vienres, día 14, a les ocho de la tarde, una concentración na xixonesa plaza del Institutu en solidaridá col pueblu palestín, que ta sufriendo nes últimes feches una nueva folada de bombardeos por parte d’Israel. Con esi actu, les entidaes convocantes quieren denunciar y esixir el fin de “la masacre en Gaza”, onde l’exércitu sionista asesinó nos últimos díes a decenes de civiles, ente ellos delles neñes y neños.

Nesi mesmu escenariu, la conocida como plaza del Parchís, tuvo llugar el pasáu 29 d’abril otra concentración de solidaridá cola causa palestina y con Juana Ruiz, trabayadora humanitaria en Cisxordania encarcelada ensin cargos pol Estáu d’Israel.

Sofía Castañón intervién n’asturianu nel Congresu pa pidir la oficialidá de la llingua

Sofía Castañón subió a la tribuna d'oradores del Congresu con una camiseta de la campaña pola oficialidá de la Xunta pola Defensa de la Llingua Asturiana.

La diputada de Xuníes Podemos por Asturies, Sofía Castañón, emplegó l’asturianu esta tarde nel hemiciclu del Congresu pa pidir dende la tribuna d’oradores la oficialidá d’esta llingua. La congresista xixonesa, que acudió’l vienres pasáu al actu institucional de l’Academia de la Llingua Asturiana nel Teatru Campoamor y el sábadu a la concentración qu’entamó la Xunta pola Defensa de la Llingua Asturiana na plaza de la Catedral, dixo nel plenu de güei que “namás quixere que’l próximu testu que llegue a esta cámara dende la Xunta Xeneral del mio país seya la reforma del Estatutu onde se garanticen los nuesos derechos como falantes porque tea escrito bien nidio que l’asturianu ye llingua oficial”. Remató la intervención, n’asturianu y en gallego-asturiano: “Yá, yá, yá, oficialidá. Xa, xá, xá, oficialidá. Y puxa Asturies”.

Echa a andar la Plataforma Asturiana Paz y Justicia para el Pueblo Saharaui

Yahia Edjil (izquierda), delegado saharaui en Asturies. FOTO: Iván G. Fernández

Esta mañana fue presentada en la sede de UGT-Asturias la Plataforma Asturiana Paz y Justicia para el Pueblo Saharaui, que nace con el objetivo de “promover actos y acciones dirigidos a la sensibilización de la sociedad asturiana
acerca de los legítimos derechos que asisten al pueblo saharaui, y que se
encuentran amparados por la legalidad internacional”. Este miércoles, día 12, a las 19.30 horas, celebrará en el mismo lugar una reunión de trabajo en la que, entre otros asuntos, se abordará la convocatoria y organización de una manifestación de apoyo al pueblo saharaui en Uviéu, prevista para el 22, sábado, a las 18 horas, entre la estación de Renfe y la plaza de la Escandalera.

A la Plataforma se han adherido ya casi un cuarto de millar de organizaciones, colectivos, cargos públicos y personas de distintos ámbitos de la sociedad asturiana, que asumen “el compromiso de apoyar en nuestro ámbito de actuación el derecho al ejercicio de la libre determinación que asiste al pueblo saharaui mediante la convocatoria y celebración de un referéndum libre, verificable, transparente e imparcial, que contemple la opción de la independencia”, señala en un comunicado. En él se recuerda que el Estado español, antigua potencia colonial del territorio, “está obligada a ser consecuente con su responsabilidad jurídica, que no es otra que la de asegurar que se concluya el proceso de descolonización del Sáhara Occidental de acuerdo al respeto a la libre voluntad de la población concernida, el pueblo saharaui, y la de velar por el respeto de los derechos humanos de la citada población, en cumplimiento del artículo 73 de la Carta de las Naciones Unidas“.

Por otro lado, denuncia “las violaciones masivas y diarias de los derechos humanos perpetradas por el régimen de ocupación marroquí contra la indefensa población civil saharaui en los territorios ocupados del Sáhara Occidental” y exige “la puesta en libertad de todos los presos políticos saharauis que sufren graves condenas de prisiónen cárceles de Marruecos, tras sentencias dictadas sin ningún tipo de garantía procesal, según atestiguan las más importantes organizaciones internacionales de derechos humanos, que asistieron como observadoras a los juicios”.

Les entidaes memorialistes piden los mesmos derechos pa les víctimes del franquismu que pa les del terrorismu

Actu d'homenaxe a les víctimes del franquismu xunto a la fuexa común del cementeriu d'Uviéu'l pasáu 14 d'abril. FOTO: Iván G. Fernández

Una decena d’entidaes memorialistes y republicanes asturianes ficieron públicu un manifiestu conxuntu nel que señalen que la Llei de Memoria Democrática que va llevase al Congresu de los Diputaos ha de ser “un instrumentu normativu capaz d’ayudar a educar a les nuestres xeneraciones moces en valores cívicos democráticos y que llevante una muria de contención a los intentos involucionistes de los sectores más reaccionarios de la nuestra sociedá”. Piden una llei “que respuenda a los valores de verdá, xusticia y reparación, con garantíes de non repetición, qu’equipare en derechos a les víctimes del franquismu coles víctimes del terrorismu, porque nun hubo n’España organización terrorista más dañible que’l réxime de Franco“.

Los colectivos firmantes afirmen que “somos una parte pequeña del movimientu popular y democráticu, pero avala les nuestres posiciones el nuestru compromisu d’años llargos de trabayu p’acabar cola impunidá de los crímenes franquistes, que ye tamién una forma d’evitar que vuelvan producise crímenes asemeyaos”. Alerten de que nos últimos años “tamos viviendo un resurdir del pensamientu y de les acciones de la estrema derecha”, con actos y acciones de “negacionismu de los crímenes del franquismu, profanación de sitios de la memoria, exaltación de la dictadura, defensa del fusilamientu masivu d’opositores políticos y últimamente amenaces graves a dirixentes de partíos. Y lo que ye más grave, bien de veces con complicidaes más qu’evidentes de persones vinculaes a aparatos del Estáu y de dellos medios de comunicación, amás de representantes electos en parllamentos”.

Añaden que “pa quien conocemos bien lo que significó la nueche llarga del franquismu, nengún d’estos fechos ye un tema menor. Porque sabemos que n’otres dómines históriques empezóse asina, y banalizando eses acciones namás se llogró que depués s’enllenare España de fuexes comunes, de paredones de fusilamientu y de mil y milenta persones nel exiliu. Convién alcordase de la historia pa nun la repetir”. Poro’l movimientu memorialista asturianu llevanta “la palabra de la indignación, de la rabia contenida, dende la memoria democrática, el compromisu republicanu y la llucha antifascista, pa dicir ¡Nunca más!“.

Asinamesmo afirmen que “nun podemos dexar, y nun vamos dexar, más retrocesos en materia de llibertaes públiques, más recortes de derechos democráticos y más perda de bienestar social pa la mayoría social. Esiximos la derogación de la Llei Mordaza“. Reclamen “afondar na democracia, nes llibertaes reales, porque namás con más democracia y más llibertá, con más igualdá y más xusticia social, vamos poder construir nun mundu fraternu, que ye’l que precisamente odien quien agora intenten facenos creyer que na llucha del últimu contra’l penúltimu ta la nuestra salvación”.

Los colectivos y asociaciones firmantes son FAMYR (Federación Asturiana Memoria y República), La Comuna d’Asturies, Rede Ceaqua (Coordinadora Estatal d’Apoyu a la Querella Arxentina contra Crímenes del Franquismu), Atenéu Obreru de Xixón, Atenéu Republicanu d’Asturies, Asociación Republicana Cabu Peñes Cristino García, Estaya de la Memoria L’Altu Nalón, Plataforma contra los Recortes d’Avilés y Comarca, Foru Pozu Fortuna y Sociedá Cultural Xixonesa.

La concentración pola oficialidá del asturianu, n’imáxenes

Semeya: Iván G. Fernández

Mediu millar de persones participaron esti sábadu na concentración que la Xunta pola Defensa de la Llingua entamó na plaza de la Catedral, n’Uviéu, pa formar un mosaicu de banderes con forma de corazón en demanda de la oficialidá del asturianu y del gallego-asturiano. La mirada fotográfica d’Iván G. Fernández y de David Aguilar Sánchez percorrió de principiu a fin esti actu de reivindicación y de folixa.

La Xunta pola Defensa de la Llingua Asturiana enllena de corazones el corazón d’Uviéu

Imaxe xeneral de la plaza de la Catedral coles banderes de la Xunta pola Defensa de la Llingua Asturiana desplegaes. FOTO: Iván G. Fernández

La imaxe maxestosa d’Iván G. Fernández qu’encabeza esta información diz muncho más que toles pallabres que vienen darréu nesta crónica. Falantes d’esta llingua, militantes de la reivindicación llingüística de toles edaes enllenaron con un mosaicu de corazones coloristes el corazón d’Uviéu esti mediudía. Mediu millar de persones respondieron al llamamientu de la Xunta pola Defensa de la Llingua Asturiana y, respetando les midíes sanitaries derivaes del andanciu de coronavirus, axuntáronse na plaza de la Catedral pa esixir que la Xunta Xeneral ponga en marcha yá’l procesu llexislativu encamináu a la oficialización del asturianu y del gallego-asturiano.

Media hora enantes de les doce del mediudía, la fila de persones qu’esperaben pa recoyer la bandera con forma de corazón y tener accesu al espaciu acotáu de la plaza doblaba yá la cai Santa Ana. Con esta movilización, que sustitúi esti añu a la tradicional manifestación del Día de les Lletres Asturianes, la Xunta pola Defensa de la Llingua Asturiana quixo dexar claro que “nun vamos abandonar la reivindicación hasta que veamos reconocíos los mesmos derechos pa los falantes d’asturianu y de gallego-asturiano que pa los falantes de castellanu n’Asturies. Agora hai mayoría suficiente na Xunta Xeneral pa reformar l’Estatutu y eso ye lo que tamos pidiendo”, dixo’l so voceru, Xosé Candel, qu’atendió a los medios de comunicación minutos enantes del comienzu del actu.

Mediu millar de persones respondieron al llamamientu de la Xunta. FOTO: Iván G. Fernández

Señaló que “esti añu ye especial, hai noticies positives. Celebramos les últimes declaraciones del presidente Adrián Barbón na Xunta Xeneral, onde anunciaba que por fin nesta llexislatura va abrise la reforma del Estatutu. Puede dicise que lo aplaudimos, pero vamos guardar los voladores pa cuando lo veamos escrito nuna separata del BOPA y del BOE“. Esplicó, respecto al anunciu del xefe del Executivu asturianu, que “hai detalles que nos faen ser prudentes na celebración. Lo primero ye’l plazu, llevamos cuarenta años diciendo ¡Oficialidá yá! y pensamos que retrasalo agora hasta setiembre nun tien sentíu. Sería una bona noticia si s’empezara nesti periodu de sesiones… Pero, bono, podemos esperar hasta setiembre”. Otru aspectu que puede xenerar cierta rocea “ye la definición d’amabilidá. ¿Nun son toles lleis amables? ¿Con quién piensa ser amable esta declaración d’oficialidá, colos que quieren recortar derechos? Eso nun lo vamos aceptar”.

Refirióse tamién Xosé Candel “al detalle de la definición del modelu d’oficialidá. Queremos un modelu dignu, como el de les demás comunidaes autónomes que tienen llingua propia y declararon la oficialidá nos sos territorios”. Nesti sen, añadió, “pensamos que’l modelu y el desarrollu d’esa oficialidá tien que ser una llei posterior de normalización llingüística que se va aprobar seguramente na Xunta Xeneral pero con otres mayoríes y igual hasta con otra cámara que salga d’unes elecciones futures”. En tou casu, valoró’l fechu de que nel actu institucional que l’Academia de la Llingua Asturiana llevó a cau esti vienres nel Teatru Campoamor hubiera una representación institucional del máximu nivel, col propiu Adrián Barbón, el presidente del Parlamentu asturianu y el rector de la Universidá d’Uviéu, ente otres autoridaes: “Vémoslo como un síntoma de que la reivindicación ta más viva que nunca y se ta xuntando suficiente mayoría social y tamién política nesa reivindicación”.

Nel actu participaron persones llegaes de toa Asturies. FOTO: Iván G. Fernández

Cola xente y coles banderes polícromes de la campaña d’oficialidá yá desplegaes na plaza, la presidenta del colectivu de reivindicación llingüística, María Xosé Martínez, lleó a traviés de la megafonía un comunicáu nel que señaló que “detrás d’estes banderes de la Xunta pola Defensa de la Lllingua Asturiana, detrás d’estos corazones de colores que lleven llatiendo cuarenta años, hai tres xeneraciones d’asturianes y asturianos”. A una d’eses xeneraciones, añadió, “tenemos que agradece-y que nunca se dieren, que llograren, en condiciones bien peores que les d’agora, facer llegar hasta nós la llingua que compartimos y que por esa llucha, por esi trunfu, merecen una reparación y un reconocimientu”. Faló de “otra xeneración que namás quier poder vivir n’asturianu con dignidá, ver reconocíos los sos derechos y poder mostrar con arguyu la pertenencia a una comunidá llingüística”. De la tercer xeneración dixo que “ye la que necesita tener futuru pa garrar con ilusión el testigu de l’ayalga cultural que suponen les dos llingües propies d’Asturies y asumir con puxu la responsabilidá de conservales pa otres xeneraciones que van venir”.

Manifestó la presidenta de la Xunta que “too eso, la reparación, la dignidá, el futuru pal asturianu y pal gallego-asturianu, namás va ser posible con oficialidá”. La oficialidá “va permitir l’usu de la llingua en toles situaciones sociales, va favorecer el desenvolvimientu d’una industria cultural propia d’Asturies, va garantizar la recuperación de la toponimia, va posibilitar la tresmisión social. Y, non menos importante, va impedir la represión por razones llingüístiques que yá tamos careciendo y de la que yá tamos fartes”.

La Xunta regaló banderes a les primeres persones inscrites y punxo a la venta’l restu. FOTO: Iván G. Fernández

María Xosé Martínez alvirtió de que “queremos una oficialidá ensin más retrasos, y tamién ensin recortes, y ensin apellíos, como manda la Constitución, como tienen n’otres comunidaes autónomes con una llingua propia diferente del castellanu: Galicia, País Vascu, Navarra, Cataluña, Valencia y Baleares“. Pidió a les persones presentes na plaza que lleven per toa Asturies “eses banderes que tenéis nes manes como una insignia de dignidá hasta que veamos reconocíos los nuestros derechos”. Ente eses persones taba Daniel Ripa, voceru de Podemos Asturies nel Parlamentu asturianu; Ana Taboada, vocera de Somos Uviéu nel Ayuntamientu, y Sofía Castañón, diputada asturiana d’Unidas Podemos.

L’actu acabó cola actuación de mediu centenar de pandereteres. Los sones de los sos instrumentos y de les sos voces foron los llatíos de toa esa montonera de corazones coloristes (“corazones ensin nome, que presiento y que conozo”, como na lletra que’l filólogu Fernando Álvarez Balbuena escribiera pa Llan de Cubel) qu’esti mediudía enllenaron el corazón d’Uviéu.

“Esti tien que ser l’últimu Día de les Lletres Asturianes ensin oficialidá”

Xosé Antón González Riaño saluda al públicu del Campoamor tres el so discursu institucional. FOTO: Iván G. Fernández

“Esti tien que ser l’últimu Día de les Lletres Asturianes ensin oficialidá. Dientro d’un añu tenemos que tar equí otra vuelta festeyando tar llibres de la pandemia y cola llibertá llingüística qu’afita una oficialidá llograda ente toes y toos”. Con esa idea remató’l so discursu’l presidente de l’Academia de la Llingua Asturiana nun actu solemne y emotivu que la institución celebró esti mediudía nel Teatru Campoamor d’Uviéu, y nel que l’escritor ribeseyanu Xandru Martino foi acoyíu como nuevu académicu correspondiente y la periodista uvieína Pilar Rubiera como académica d’honor.

L’eventu, tresmitíu por RTPA, llevóse a cau con un aforu reducíu poles restricciones sanitaries qu’impón el coronavirus y nél hebo una representación institucional de máximu nivel, col presidente del Gobiernu asturianu, Adrián Barbón; la conseyera de Cultura, Política Llingüística y Turismu, Berta Piñán; el director xeneral de Política Llingüística, Antón García; el presidente del Parlamentu asturianu, Marcelino Marcos, y el rector de la Universidá d’Uviéu, Ignacio Villaverde. Asistieron tamién diputaes y diputaos de diversos grupos políticos, representantes del sindicalismu, el municipalismu, la cultura y los medios de comunicación.

L’ochote Cantos del Fontán, dirixíu pola intérprete y directora coral Rebeca Velasco, ufrió una versión a capela de La danza, el nomáu cantar de la banda Dixebra con lletra del poeta Manuel Asur. La periodista radiofónica Sonia Avellaneda foi la presentadora d’un actu que, esplicó al principiu del mesmu, “va ser más curtiu y cenciellu que n’ediciones pasaes” por mor de la COVID. Agradeció la presencia d’autoridaes y de representantes de toles estayes del mundu cultural y social y dio pasu al secretariu de l’Academia, Xosé Ramón Iglesias, que lleó l’acta col que la institución acordó nomar nuevos miembros a Pilar Rubiera y a Xandru Martino. Destacó d’esti últimu, llicenciáu en Filoloxía Francesa y especialista en llingua asturiana, que “ye autor de les colecciones de cuentos De Ceuta a Sarayevo y Rema con orpín en nueche de seronda, y de la novela histórica Nuun. Estudiosu del léxicu de la lliteratura y de la cultura asturiana, ye miembru del grupu Sofastur, amás de lletrista de dellos grupos musicales. Lleva collaborando cuantayá cola Academia de la Llingua Asturiana nes revistes de la institución Lletres Asturianes, Lliteratura y Cultures, y como profesor de los Cursos de Branu y de la Universidá Asturiana de Branu“.

De Pilar Rubiera, llicenciada en Ciencies de la Información, dixo que “ye una referencia fundamental del periodismu asturianu nes décades caberes. Collaboradora de los diarios Noroeste, Asturias Diario, Región y dende 1983 redactora de La Nueva España, ye anguaño presidenta del patronatu de la Fundación Musical Ciudad de Oviedo y tamién del patronatu de la Fundación Dolores Medio“. Resaltó d’ella que “como responsable de la seición de Sociedá y Cultura de La Nueva España amosó siempre un compromisu firme pa cola llingua y la cultura asturiana y foi una defensora de la recuperación llingüística y del papel de l’Academia de la Llingua”.

L’escritor Xandru Martino, nuevu académicu correspondiente. FOTO: Iván G. Fernández

Xandru Martino Ruz, qu’empezó la so intervención cola voz resgada pola emoción, dixo qu’esti ye ún de “esos díes especiales que t’acompañen el restu de la to vida”. Dirixóse a les académiques y académicos que lu escoyeron como nuevu miembru pa señalar que “el mio agradecimientu pa con vós sedrá etenru. Ye un honor siguir, na llista d’académicos de recién, a los Pablos, señores Texón y Rodríguez Medina, compañeros dende va munchos años nos cursos de la Universidá Asturiana de Branu. Reconoció que “dende’l día que me llamaron pa dame la noticia lloré, ri, pasé nervios y di-y munches vueltes a qué triba de discursu merecía una ocasión tan especial. Valoré delles opciones y al final opté por tirar de narrativa, que ye lo mío, pa cuntar la vida d’un neñu de pueblu criáu nun barriu proletariu”. Emocionóse de nueves al recordar a so pá y a so ma: “Soi fíu de dos obreros d’una villa pequeña d’esti país. La llingua que sentí en casa foi l’asturianu, más o menos entemecíu col asturianu. Ye curiosu’l casu de mio ma, que naciera n’Andalucía y falaba más asturianu a vegaes que mio pa, asturfalante patrimonial. Hai que dicir que mio ma vieno a Asturies siendo mui neña”.

Afirmó que, “como muncha xente, yo falaba asturianu pero nun lo sabía” y la escolarización dexó “nel mio intelectu la idea de que lo que yo falaba yera una castellanu mal faláu, y eso grababénnoslo non a fueu, sinón a verdasca; si falabes na escuela como en casa, verdascazu. Güei tengo qu’almitir que naquella dómina’l mio superheroe preferíu nun yera Superman nin Batman, yera un compañeru de clase que cuando quería xorrascar al maestru fálaba-y n’asturianu dafechu y esti, enraxonáu, escorríalu per tola clase, y aquel neñu que facía lo posible por safase de los verdascazos siempres acababa pagando aquel atrevimientu”.

Espresó l’agradecimientu, pol so llabor académicu en defensa de la llingua, al profesor Xosé Lluís García Arias y a la profesora Ana Cano (ex presidentes de l’Academia de la Llingua), “y a toa esa xente que nestos caberos 45 años ficieron que l’asturianu siga vivu algamando dalgunos pasos que permitieron que güei teamos a piques de consiguir la oficialidá. Ye hora de que la llingua dexe de tar confinada dientro de les llendes del llar”. Acabó faciendo un pidimientu a la representación política que taba presente: “Señores políticos, pído-yos, por favor, que yo seya l’últimu académicu y Pilar la última académica en recibir el so nomamientu ensin oficialidá d’esta llingua”.

La periodista Pilar Rubiera, nueva académica d’honor. FOTO: Iván G. Fernández

“Una llingua ye un paisaxe únicu”

Pilar Rubiera Alonso comenzó diciendo que convertise n’académica d’honor “ye un privilexu y doi les gracies a toles persones que, d’un mou o otru, m’enseñaron a amar l’asturianu y fixeron que güei tea nesti queríu escenariu del Campoamor. Calcúlase que puen quedar na Tierra unes 5.000 llingües, hasta apocayá la cifra yera de 20.000; y Asturies tien una. Los estudios sociollingüisticos señalen qu’hai unos 300.000 falantes d’asturianu, pero munchos tán morriendo”. Llamentó amás que “tenemos polo menos dos xeneraciones de mozos pel mundu, colo qu’esto significa de distanciamientu del país d’orixe. Y la llingua nun ta afitada na normalidá ciudadana. Y toos sabemos que la comunicación oral ye l’oxetivu cimeru d’una llingua. Y una llingua ye un paisaxe únicu, ye nuesa, ye la qu’heredamos de los nuesos mayores, forma parte de la cultura de nueso, descríbemos, retrata’l nuesu mundu”.

La periodista aseguró que “tengo bien claro que la diversidá llingüística ye un patrimoniu, enxamás un peligru. Pregúntome tovía güei cómo ye posible que dalgunos asturianos, heriedes de dalgo único, renieguen d’un elementu cultural que nos fai escepcionales. Nun conozo nengún otru territoriu nel que los sos responsables políticos refuguen, como lo ficieron y tovía lo faen dalgunos, esta realidá”. Citó ente “los grandes maestros n’asturianía o asturianismu a lo llargo de la mio vida” a tres persones yá finaes: María Josefa Canellada, José María Naveiras Pepe el Ferreiro y Pablo Ardisana: “Los tres, heriedes del asturianu dende la so nacencia, vivieron la bayura del so billinguïsmu con arguyu y del mesmu mou cenciellu y frescu col que mio padre díxome a mi, la primer vez que sentí a daquién falar n’asturianu: ‘Ye la llingua de la tierra'”.

Punxo tamién l’acentu na poca presencia que sigue teniendo l’asturianu na Universidá, na Xunta Xeneral o nos medios de comunicación, ente otros ámbitos, “porque nun se fexo una política llingüística clara y decidida pa garantizar la sobrevivencia del asturianu”. Y alvirtió de que “ensin oficialidá l’asturianu nun podrá salvase nes actuales circunstancies”.

Xosé Antón González Riaño, durante’l so discursu. FOTO: Iván G. Fernández

“Clima de respetu y diálogu”

Xosé Antón González Riaño entamó’l so discursu con un recuerdu a toles families que “sufrieron y tán sufriendo los dañibles efectos del COVID” y col reconocimientu a los y les profesionales que dende diversos sectores tán combatiendo esti andanciu. Poro, dixo, esti nun ye un Día de les Lletres Asturianes normal, “porque volvemos a festexar la xornada grande de la llingua y la cultura d’Asturies metanes una situación de pandemia que nos afecta a nós y afecta a tol mundu d’un mou dramáticu y con una trescendencia histórica”.

Refirióse al nuevu académicu y a la nueva académica como “dos persones d’un indiscutible valor” y agradeció les sos pallabres “polo que representen d’aliendu y sofitu pa la llingua y la cultura d’Asturies”. Informó de que la situación sociosanitaria afectó nel últimu añu al llabor de l’Academia, qu’hebo de renunciar a “aiciones tan emblemátiques como la Universidá Asturiana de Branu (UABRA) o les Xornaes Internacionales d’Estudiu, pero tamién ye cierto qu’otres importantes iniciatives institucionales pudieron facese efeutives. Referímonos, por exemplu, a los trabayos caberos del Diccionariu Etimolóxicu de la Llingua Asturiana de García Arias, espublizáu en coedición cola Universidá d’Uviéu y qu’esperamos ver peracabáu a lo cabero’l branu”. L’Academia tamién asoleyó los númberos correspondientes de les sos revistes Lletres Asturianes, Cultures y Ciencies. Y faló, pasando a usar nesi momentu la variante llingüística de gallego-asturiano, del trabayu yá avanzáu alredor del Diccionario Eonaviego y l’Estudio Sociollingüístico del Navia-Eo.

El presidente dixo que “a lo llargo d’esti tiempu l’Academia caltuvo aconceyamientos regulares y granibles col Gobiernu del Principáu d’Asturies y tamién, al máximu nivel, con representantes de los grupos políticos FSA-PSOE, PP, Podemos, Ciudadanos, Izquierda Xunida y Foro Asturias, en tolos casos nun clima de respetu y diálogu francu qu’agradecemos y que ye’l que necesita la dignificación de la llingua asturiana”. Espresó’l so convencimientu de que “Asturies nun meyoró nin social nin económicamente por nun valorar con procuru la nuesa riqueza llingüística a lo llargo de los caberos cuarenta años. Ye irracional dir a la escontra d’esa realidá”. Con too y con eses, añadió, “afortunadamente les coses tán agora más clares ente nós. Inda tamos a tiempu de salvar una llingua y una cultura milenaries que nos pertenecen a nós, pero tamién a la Humanidá entera. Y tenemos que facelo con xenerosidá, ensin esclusiones y afitando l’acuerdu ente la sociedá asturiana representada nel Parlamentu d’Asturies, na Xunta Xeneral“.

González Riaño señaló que “sabemos qu’hai anguaño una amplia mayoría parllamentaria favoratible a la oficialidá, reflexu de la mayoría social. Pero l’Academia tamién persabe que’l meyor futuru pa la llingua esixe los mayores consensos y la necesidá de que naide que sienta Asturies quede al marxe de los pautos”. Remachó esa idea diciendo que “la llingua nun ye esclusiva de nenguna opción política, sinón de tolos asturianos y asturianes que fueron faciéndola y calteniéndola a lo llargo de xeneraciones hasta güei”.

Peslló l’actu Cantos del Fontán cola interpretación del Asturies, patria querida.

Mediu centenar de llibreríes súmense al Día del Llibru Asturianu

Escaparate de la llibrería Roy, en Xixón, dedicáu al Día del Llibru Asturianu.

Cuasi mediu centenar de llibreríes, cafés-llibreríes y tiendes de discos de toa Asturies súmense al Día del Llibru Asturianu, que se celebra güei. En toes elles va aplicase nesta xornada un descuentu del 10% na compra de llibros o discos n’asturianu, col regalu amás del volume Pruebes d’autor. Les siete vides de Nel Amaro, llibro qu’edita la Conseyería de Cultura, Política Llingüística y Turismu pa conmemorar esta 42 Selmana de les Lletres Asturianes. En delles llibreríes del noroccidente va regalase, pola compra de llibros o discos, l’antoloxía ilustrada Al aveiro d’un trabatel. Úa escoyeta de poesía contemporánea de gallego-asturiano.

Los actos programaos pa esta Selmana de les Lletres Asturianes dedicada al escritor y artista mierense Nel Amaro (1946-2011) van rematar esti vienres en Llaboral Centru d’Arte, en Xixón, onde a les seis y media de la tarde va tener llugar la sesta edición d’Entaína a escribir, concursu de microrrellatos improvisaos n’asturianu pa xente mozo.

Los nombres y las historias de las víctimas de la violencia en Colombia resuenan en Xixón

Banderas y pancartas dieron colorido a la movilización.

Nombres e historias concretas de víctimas mortales de la violencia en Colombia resonaron esta tarde en la plaza del Instituto, en Xixón, donde se concentraron cerca de dos centenares de personas convocadas por diversos colectivos asturianos y colombianos, para denunciar la brutal oleada de represión que el Gobierno presidido por el derechista Iván Duque ha intensificado en los últimos días para sofocar las protestas sociales que están recorriendo el país sudamericano. Diversas intervenciones, música y el colorido de banderas, pancartas y carteles dieron contenido a una movilización que tendrá continuidad este sábado, día 8, a las seis de la tarde, con otra concentración en la ovetense plaza de la Escandalera, ante la escultura La Maternidad, del colombiano Fernando Botero.

La Coordinadora Asturiana de ONGD (CODOPA), Soldepaz Pachakuti, el Colectivo Luciano Romero Molina, Asamblea Moza d’Asturies y Acción en Red Asturies fueron las asociaciones y entidades que lanzaron la convocatoria de la concentración, a la que se sumaron otros colectivos y representantes de la política, el sindicalismo, el feminismo, el ecologismo y diversos movimientos sociales. Amenizaron el acto con su música Miguel San Miguel y Javier Alvargonzález, que empezaron interpretando la pieza fúnebre asturiana Marcha d’Antón el Neñu, en memoria de las víctimas de la represión llevada a cabo por la policía y por el ejército colombiano desde que el pasado 28 de abril se inició una movilización social masiva contra las políticas del Ejecutivo conservador que preside Duque. Los dos músicos fueron, asimismo, los encargados de cerrar el acto con el Canto a la libertad, de José Antonio Labordeta.

Un detalle de la concentración de esta tarde en la céntrica plaza gijonesa del Parchís.

Javier Arjona, de Soldepaz Pachakuti, fue presentando a las diferentes personas asturianas y colombianas que tomaron la palabra. Ana Andrés, presidenta de la CODOPA, señaló respecto a las matanzas que se están perpetrando en Colombia, que “las cifras del horror nos sobrepasan”. Manifestó que Amnistía Internacional “considera que las violaciones de derechos humanos y crímenes cometidos por las fuerzas de seguridad no son hechos aislados o esporádicos, sino que responden a un patrón a lo largo de todo el país. Amnistía Internacional también ha realizado un llamamiento a las autoridades para garantizar el derecho del pueblo colombiano a manifestarse pacíficamente y recuerda al presidente Iván Duque que desplegar las fuerzas armadas para el control de las manifestaciones incrementa el riesgo de que se cometan más violaciones de derechos humanos, más crímenes de derecho internacional”.

Expresó, asimismo, “nuestras condolencias a todas aquellas familias que han perdido a un ser querido y a las personas que han resultado heridas”. Añadió que “el vídeo de Marta Hurtado, de la portavocía del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, se ha hecho viral”. Y dejó constancia de que “la mayoría de organizaciones de derechos humanos han propuesto a la comunidad internacional impulsar acciones de vigilancia y monitoreo de la grave crisis humanitaria que padece la población colombiana como consecuencia de la falta de implementación de los compromisos asumidos en virtud del acuerdo de paz, y en especial para solicitar al Estado colombiano, una vez más, que ponga fin a las vulneraciones de derechos humanos derivados de este trato represivo y desmedido de la fuerza pública a la movilización y la protesta social”.

En el acto se rindió homenaje a las víctimas de la represión de la policía y el ejército.

Por su parte, Yuri Neira, refugiado en Xixón y padre de Nicolás Neira (un adolescente de quince años asesinado por la policía colombiana por un disparo en una marcha del Primero de Mayo en 2005), afirmó que “se sabe que el ejército asesino manda helicópteros contra población civil” y aclaró que “las movilizaciones del pueblo colombiano no son por la reforma tributaria, que fue sólo la gota que llenó el vaso de la impunidad, del hambre, del saqueo que han cometido los mandatarios que tenemos; los Duque, los Uribe, la oligarquía rancia que maneja el país”. Precisamente un día como hoy, dijo, “hace justo dieciséis años, a esta hora, mi hijo dejó de respirar, como resultado del disparo de un policía que, después de dieciséis años y tras ser condenado, sigue libre”. Yuri Neira participó en el acto enarbolando una bandera negra con la imagen de su hijo y la leyenda Nico vive.

Verdes Equo Asturies pide que nun destinen más perres públiques a la regasificadora d’El Musel

Regasificadora del puertu d'El Musel.

Verdes Equo Asturies fizo públicu un comunicáu nel que refuga que s’alimente “con más fondos públicos la momia del gas”, en referencia a la regasificadora d’El Musel, a la que’l Ministeriu de Transición Enerxética dio lluz verde la selmana pasada. Afirma que la regasificadora del puertu xixonés, propiedá d’Enagás, “non solo fue illegal y ruinosa na so construcción y mantenimientu, sinón tamién inútil pa la sociedá, incapaz de funcionar y un pozu ensin fondu qu’empreses cazaprimes pretenden siguir alimentando con otros 400 millones d’euros procedentes de fondos europeos y estatales, y a traviés del recibu del gas que pagamos mensualmente la ciudadanía”.

El partíu ecoloxista anuncia un recursu si finalmente s’autoriza la puesta en marcha d’eses instalaciones y denuncia que “l’únicu interés qu’hai detrás de la regasificadora d’El Musel ye catar fondos europeos qu’habríen de destinar a actividaes sostenibles. La pretensión d’algamar fondos europeos pa fomentar enerxíes fósiles ye un pasu atrás y promueve una actividá insostenible que produz cambiu climáticu”. Recuerda qu’esti “proyectu faraónicu impuestu por Vicente Álvarez Areces nun respondía a nenguna planificación del sistema gasísticu (yá esistíen otres instalaciones asemeyaes, ocioses) y, lo que ye peor, saltándose la llegalidá. Poro la xusticia dionos la razón y dictaminó la paralización de la regasificadora”.

Verdes Equo Asturies sostien qu’Asturies “ha d’especializase n’actividaes d’altu valor añadíu, basaes na investigación y el desarrollu tecnolóxicu y ensin les consecuencies nefastes que la industria de los sieglos XIX y XX tuvo na rexón. L’hidróxenu y les renovables ocupen un llugar privilexáu pal llogru d’esi oxetivu, pero non a cualesquier preciu. Na transición ecolóxica nun val too. Tampoco nel casu del hidróxenu”. Reclama al Gobiernu que s’aclarien “les responsabilidaes nel casu de la regasificadora” y una “planificación de la producción d’hidróxenu de fontes renovables que seya realista y cola suficiente tresparencia pa facilitar l’alderique na sociedá asturiana” sobre’l futuru productivu d’Asturies.

Podemos-Equo ve necesario para Xixón un Plan de Transición Energética y Cambio Climático

Torres de alta tensión en el Altu Pumarín, en Xixón.

El grupo municipal de Podemos-Equo Xixón ve necesario que el Ayuntamiento elabore, de aquí a medio año, un Plan Estratégico de Transición Energética y Cambio Climático que tenga como horizonte el año 2030. El concejal Juan Chaves defenderá esta proposición en el pleno mensual de la Corporación Municipal gijonesa, que se celebrará este miércoles.

Para el año 2030 la electricidad generada o circulante por España deberá proceder de energías limpias en prácticamente tres cuartas partes (un 74% del total), y el 42% de toda la que se utilice tiene que proceder de energías renovables, “ya sea para conseguir electricidad, para transporte o para la producción de bienes en las fábricas”, detalla. El edil señala que Xixón ya ha iniciado el camino hacia ese horizonte, pero “echamos en falta una estrategia amplia con una hoja de ruta clara que permita a la ciudad en su conjunto vislumbrar cuáles son los siguientes pasos en la consecución de los objetivos que nos plantean tanto la ONU, con los Objetivos de Desarrollo Sostenible, como el Gobierno de España con el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima 2021-2030, la futura Ley de Cambio Climático y Transición Energética“.

Juan Chaves ve necesario que desde el Ayuntamiento se articule un Plan de Transición Energética y Cambio Climático 2030, que vaya en consonancia con el Plan de Transformación y Recuperación que el Gobierno central ha remitido a Bruselas. De ese modo la ciudad y el concejo más poblados de Asturies se dotarían de mecanismos para responder “a los desafíos relativos a la sostenibilidad, el cambio climático, la soberanía energética, las energías renovables, las nuevas tecnologías y los nuevos roles que la ciudadanía y asociaciones, empresas e industrias y el resto de los agentes deben asumir para llevar a buen puerto este desafío de adaptar la movilidad, urbanismo, comercio, empleo y cultura a la sostenibilidad, la reducción de emisiones contaminantes y el impacto que estas tienen en la ciudadanía”.

El Plan de Transición Energética y Cambio Climático 2030 que reclama Podemos-Equo Xixón debería estar basado “en la transversalidad de las diferentes áreas de gobierno municipal, en la participación ciudadana, sindical y empresarial y, en definitiva, en la visión estratégica a largo plazo”, manifiesta Juan Chaves.

Xega insta a la Junta a firmar un manifiesto en defensa de los derechos trans

Cortejo de XEGA en la manifestación del Orgullo de Madrid.

Colectivos LGTBI+ de todo el país, la mayoría de ellos adheridos a la FELGTB (Federación Estatal LGTB) han puesto en marcha un proyecto con el objetivo de visibilizar y denunciar las necesidades de las personas trans. Movidos por “una serie de desencuentros en relación a los derechos de las personas trans” y la publicación del borrador de la llamada “Ley Trans”, el colectivo asturiano Xega (Xente Gai Astur) convoca una concentración en la plaza de La Escandalera de Oviedo para el próximo viernes 21 a las 19:30 horas.

Xega considera que “el Parlamento asturiano, por su ámbito de actuación y representación debe de estar presente en este acto” e invitan al presidente del Parlamento a que firme su manifiesto como “símbolo de su compromiso con los Derechos Humanos”.

La Selmana de les Lletres de 2022 va tar dedicada al dibuxante y músicu Ígor Medio

Ígor Medio va ser el primer dibuxante homenaxáu nuna Selmana de les Lletres Asturianes.

La conseyera de Cultura, Política Llingüística y Turismu del Principáu, Berta Piñán, anunció esti sábadu en Cangas del Narcea, nun actu de la Selmana de les Lletres canguesa, que la Selmana de les Lletres Asturianes de 2022 va tar dedicada al músicu y dibuxante de cómic Ígor Medio. Esi añu va cumplise mediu sieglu del nacimientu del creador xixonés, muertu nun accidente de tráficu que sufrió la furgoneta na que viaxaba la banda Felpeyu nel País Vascu en xunu de 2006, un sucesu nel que tamién perdió la vida’l músicu Carlos Redondo.

Esta va ser la primer vez que la Selmana de les Lletres Asturianes tea dedicada a un autor de cómic, y amás va ser la primer vez qu’una persona nacida na década de los 70 reciba esti homenaxe. Ígor Medio Tuya (1972-2006) crióse nel barriu xixonés del Natahoyo y estudió Belles Artes en Salamanca, onde afondó la so afición a la música como instrumentista de guitarra, mandolina y bouzouki. Foi ún de los creadores de Felpeyu, una de les bandes asturianes de folk con más proyección internacional. La so bra como dibuxante publicóse en revistes como El Llapiceru o El Wendigo.

Per otra parte, sigue en marcha na plataforma Verkami’l crowdfunding pa editar la obra completa, con material inéditu tamién, de La familia Castañón, la tira diaria d’humor gráficu qu’Ígor Medio publicaba cada branu, ente 1997 y 2005, nel periódicu La Nueva España. Va ser un llibru de 320 páxines y les aportaciones económiques van dende los 25 a los 100 euros. Si lleguen a 7.000 euros, los promotores van facer entrega d’un centenar y mediu d’exemplares a la Conseyería de Cultura, Política Llingüística y Turismu pa distribuilos ente les biblioteques públiques d’Asturies, los servicios de normalización llingüística de los conceyos y clubes de llectura.

Julio Anguita

Julio Anguita. Foto: Pablo Lorenzana.

Era un automatismo en mí. Cada vez que pasaba algo importante, lo llamaba por teléfono para pedirle opinión. Se aprendió mi número y, si podía, me contestaba rápidamente. Hoy me queda la enorme desazón por no poder discutir con él, por no saber cómo vería él las cosas. En este año han pasado muchas, algunas trascendentales. A veces he pensado que es mejor que no se haya enterado; otras, le habrían divertido. Nunca decía eso de “ya lo dije yo”; sabía que el pecado que no se perdona en política es acertar antes de tiempo y decirlo. Durante casi tres años nos vimos semanalmente a solas; me exprimía como a un limón preguntándome sobre personas y sobre acontecimientos. Y, sobre todo, me exigía un debate estratégico sobre las grandes cuestiones, sobre los problemas que habría que afrontar y sobre lo que él pensaba de la actuación de Unidas Podemos y del PCE. El Julio con el que conviví en su última etapa era un político sabio, prudente, que no podía eludir el sufrimiento y el dolor que le producían una situación cada vez más mala y unas actuaciones que no comprendía y con las que empezaba a estar en desacuerdo.

“Nunca decía eso de ya lo dije yo

Durante el último año, muchas veces he pensado en lo que diría Anguita sobre el gobierno de coalición PSOE-UP, sobre el papel del PCE en esta compleja situación o sobre lo que queda del 15M o sobre la salida de la política de Pablo Iglesias. Me lo puedo imaginar, pero prefiero no indagar sobre ese silencio. Ahora bien, Julio nos dejó líneas de trabajo, reflexiones atinadas sobre el papel de la política y de los políticos, sobre el programa necesario y el proyecto de país, sobre el comunismo como ideología organizada y sobre las alianzas políticas y sociales. Los que nos formamos con él -unas veces de acuerdo y otras en desacuerdo- supimos que tenía un pensamiento fuerte, una concepción del mundo fundada racionalmente y un inmenso amor por su patria y por sus gentes. Anguita formó su propio carácter desde las victorias-las menos- y las derrotas -las más.

Proyección de Picando Lletres en Mieres, Asturies.

Tres cuestiones lo marcaron mucho: su oficio de maestro (pedagogía), su afición al teatro (el arte de la retórica) y su amor a la historia (pensar históricamente). Estos tres elementos se sintetizaban y se organizaban desde un punto de vista comunista que siempre tuvo y que nunca le abandono. Intentó ser comunista, sin grandes palabras, sin grandes gestos, pero siempre fue en serio, en serio. Su relación con el PCE fue compleja y de lealtad absoluta. La palabra fidelidad no le iba; lo suyo era pasión razonada, convicciones y sentimientos. La bandera roja y la hoz y el martillo eran algo más que símbolos y se encarnaron en su vida. Eso sí, siempre austeramente, con serenidad, con clasicismo romano, sin altisonantes palabras. Son los actos, los proyectos y las propuestas las que definieron su modo de ser comunista entendido como una elección de vida.

“Su relación con el PCE fue compleja y de lealtad absoluta”

Anguita llevaba muy mal ser compadecido. En él no había mística de la derrota. Luchó, combatió hasta el final y no consiguió sus objetivos. Somatizaba la política y las traiciones -que las hubo- terminaron por afectar a un corazón que se fue debilitando en una durísima contienda política, en la que se emplearon todos tipos de métodos y donde los canallas aparecieron al servicio de poderes y poderosos. Pablo Iglesias experimentó en carne propia este tipo de “tratamiento” que los que mandan y no se presentan a las elecciones dedican a sus enemigos. No hay que olvidarlo, es algo más que lucha política; se trata de escarmentar en cabeza ajena. El mensaje: quien se atreva a cuestionarnos serán combatidos hasta el final; no habrá ni olvido ni perdón. Es la lucha de clases, es la lucha de clases. Es el odio de clase que siempre han sentido las viejas y nuevas oligarquías dedicadas a su duro trabajo de vender España a cambio de controlar a los españoles; siempre acaban, como hoy con la Unión Europea, entregando independencia nacional y soberanía a cambio de que les aseguren el control omnímodo sobre unos hombres y mujeres mil veces derrotados y otras tantas en pie reclamando dignidad, derechos y Patria, es decir, República.

Julio Anguita y Susana López van siempre juntos en mi memoria. Las últimas conversaciones con Julio fueron sobre ella. Le impresionó mucho su muerte. Agustina me lo confirmó. Susana murió el 30 de abril del 2020. Unos días antes llamó a Julio y a Araceli, mi compañera, en lo que luego supimos que era una despedida. Susana era el prototipo de cuadro dirigente comunista. Venía del movimiento obrero y la conocimos en el IX Congreso del PCE defendiendo el leninismo. Era una mujer con mucha personalidad, con un juicio independiente y una cierta dosis de impertinencia: te decía las cosas a la cara sin diplomacia. Así se lo hizo a Julio más de una vez, he sido testigo de ello. A Julio, algunos le pasaban la mano por la espalda y otras le decían la verdad, aunque no fuera agradable. Era muy orgulloso y siempre tuvo predilección por este tipo de personas que le decían lo que pensaban y, a la vez, se entregaban al trabajo y defendían los acuerdos colectivos con arrojo.

“Era muy orgulloso y siempre tuvo predilección por este tipo de personas que le decían lo que pensaban”

Anguita valoraba mucho el trabajo colectivo, la deliberación pública y el respeto a los acuerdos legítimamente tomados. Con Julio no recuerdo ninguna decisión fundamental del PCE o IU que no se haya tomado colectivamente con informes por escrito, con luz y taquígrafos. Dedicaba mucho tiempo a construir dirección colectiva, al debate político y a promocionar cuadros dirigentes. Nada es más injusto que calificarlo de caudillo. El término líder no estaba en su vocabulario y le ofendía. Él era otra cosa, un dirigente entre dirigentes, sometido a las decisiones colectivas y garante de los acuerdos.

Su figura seguirá creciendo con el tiempo. Antonio Gramsci, dirigente del Partido Comunista de Italia, escribió un artículo dedicado a la muerte de Lenin que se titulaba Jefe. En tiempos en los que el líder es todo y el Partido nada, ser dirigente de un proyecto histórico significa otra cosa: representar una esperanza colectiva, una voluntad de emancipación social, una pasión que se convierte en estrategia y programa.

Julio es el futuro, nuestro futuro.

Publicidad engañosa y conflictos de intereses en las cirugías que prometen “olvidarse de las gafas para siempre”

Una de las campañas publicitarias de cirugías refractivas que Hospitales Quirón tuvo que retirar

El incremento de horas en el uso de pantallas debido al confinamiento y al teletrabajo, sumado a la obligatoriedad de la mascarilla, ha provocado que en este último año de pandemia se hayan agravado los síntomas de miopía en muchas personas. Esto a su vez ha hecho crecer el interés por las cirugías refractivas, ya sean con técnicas láser o lentes intraoculares, que prometen al paciente—y cliente— “olvidarse para siempre de las gafas”. Ese era el lema de una campaña publicitaria de Quirón Salud, fundada por el médico y empresario asturiano Víctor Madera, que fue retirada por la presión y las denuncias de la Asociación Española de Afectados por Intervenciones de Cirugía Refractiva (ASACIR).

La asociación acaba de apuntarse una nueva victoria, precisamente contra el Hospital Quirón de Málaga, al resultar uno de sus socios indemnizado con 43.000 euros por “los daños ocasionados por la mala praxis en la que se incurrió”. La sentencia da por demostrado que el paciente “no había sido informado con carácter previo a ninguna de las intervenciones, del riesgo de sufrir síndrome de ojo seco crónico”. ASACIR lleva años reclamando transparencia en estas operaciones y alertando sobre los riesgos que conllevan estas cirugías.

José Miguel Urbano, socio de ASACIR, con la sentencia que condena al Hospital Quirón de Málaga a indemnizarle

ASACIR nació para denunciar “el alto índice de secuelas de estas cirugías, pidiendo su moratoria hasta que se esclarezca el porcentaje y daño causado en España, se pongan más medidas de control en la información dada, denunciada por la OCU por considerarla mediocre, se mejoren de forma clara los consentimientos informados tanto escrito como oral y exista una mayor supervisión de la publicidad, a menudo engañosa”.

Las cirugías refractivas, que son voluntarias y no necesarias, como son las operaciones de cataratas, dan lugar en un porcentaje muy alto a secuelas irreversibles. Entre ellas destacan el síndrome de ojo seco crónico (que afecta al 76% de los socios de ASACIR), los halos (un 72%), la neuralgia corneal (a un 25%) o el dolor ocular (a un 56%). Asimismo, genera dificultades para la lectura, la conducción y la visión nocturna. Prueba de los daños ocasionados por estas operaciones es que, esta semana, la Policía Nacional ha anunciado que no aceptará a los candidatos que se hayan implantado lentes intraoculares.

Corporativismo y conflictos de intereses

La asturiana Tatiana Verdión, portavoz de ASACIR, padece de ojo seco y dolor crónico desde que se sometió en 2013 a la cirugía LASIK en la clínica oftalmológica Bascarán de Oviedo. En 2019 fue indemnizada con 37.000 euros, y al sentencia deja probada la falta de información por parte de la clínica de las secuelas producidas. El auto habla de “riesgos relevantes que no figuran en el documento de consentimiento informado facilitado y que no consta que hubieran sido proporcionadas verbalmente”. En la web de la clínica se puede leer que estas operaciones tienen un “índice de éxito grande y las complicaciones son excepcionales”.

Cirugía refractiva con la técnica LASIK

“Yo utilizaba gafas, y tenía 4 de dioptría en cada ojo”, cuenta Verdión, “estaba muy cómoda con gafas, pero al final me opero porque me están vendiendo la moto de que voy a ganar calidad visual y comodidad. Son muy buenos comerciales los oftalmólogos, pero la realidad es diferente”. Verdión asegura que ASACIR lleva años recopilando datos e informes, y sostiene que el riesgo es “muchísimo más alto” del que reconocen las clínicas, los oftalmólogos y la Sociedad Española de Oftalmología. La junta directiva de esta institución en 2016 estaba ocupada en un 57% por cirujanos refractivos y en un 22% por oftalmólogos que “dirigen o tienen intereses económicos en clínicas donde se practica la cirugía refractiva”, según un informe de ASACIR.

Verdión señala el corporativismo y los conflictos de intereses como las causas de la opacidad en torno a la cirugía refractiva. “El mayor problema por el que mucha gente tira la toalla y termina no denunciando es por el tema del perito, porque no encuentra quien lo defienda. El perito tiene que ser un oftalmólogo que sea cirujano refractivo, y no es fácil que tiren piedras contra su propio tejado”, explica, “desde el primer momento me dijeron que nadie iba a ir contra Bascarán. Imagínate entonces con los Fernández Vega…”.

“¿Cómo voy a dudar?”

En el Instituto Oftalmológico Fernández Vega se operó Concha Llistö en noviembre de 2014, el mismo mes que cumplía 55 años. Esta enfermera del Hospital Valle del Nalón pagó 5.000 euros por implantarse lentes intraoculares y ahora padece “escozor en los ojos, halos, deslumbramientos, pérdida de contraste y ojo seco. Estoy siempre con lubricante, antiinflamatorios y cortisona”. Además, añade “conducir de noche es un problema, y como trabajo de enfermera por turnos no me queda más remedio que hacerlo. Ahora tengo que renovar el carnet de conducir cada tres años, y eso no me lo dijeron antes de hacerme la cirugía”.

“La operación me la ofrecieron ellos después de tratarme con varias cosas”, recuerda Llistö, “me dijeron que iban a solucionar todos mis problemas, ¿y qué iba a decir yo?, ¿cómo voy a dudar?”. Se queja de la falta de información respecto a las secuelas de las lentes intraoculares y asegura que tuvo varias complicaciones tras la operación: “Lo que se suponía que iba a ser un mes de baja resultó que fueron tres. Pasé dos veces por quirófano y no me cobraron nada, porque entendían que eran secuelas de la operación”.

Aunque considera que su caso es un “hecho denunciable”, Llistö ha renunciado a ir a los tribunales: “¿Quién se va a meter con los Vega? Si fuese una denuncia conjunta todavía, pero yo sola en plan Quijote…Me veo muy pequeñina al lado de los Vega”.