Asesinato en Francia: ultraderecha laicista, izquierda perdida

Recomendados

David Artime
David Artime
Periodista y escritor. En 2009, ganó el premio de narrativa en lengua asturiana de la editorial Trabe con la novela "La Bufanda", en la que aborda el mundo de los ultras de fútbol.

Altos dirigentes del ultraderechista Rassamblement National, antiguo Frente Nacional, han encontrado paradójicamente en el islamista radical detenido tras el asesinato del profesor Samuel Paty una fuente solvente. Solvente para sus propósitos propagandísticos, se entiende. Se trata del clérigo musulmán Abdelhakim Sefrioui, instigador junto con el padre de una alumna (que ni siquiera acudió a clase el día en el que Patty trabajó en clase con las caricaturas de Mahoma) de la campaña de difamación y señalamiento del docente. En uno de sus vídeos, el clérigo, fichado por la policía francesa desde hace quince años, afirmaba que la inspección educativa de la Académie de Versailles (el equivalente a la Consejería de Educación) habría contactado con el padre de la alumna para comunicarle su intención de “sévir” (que en francés significa castigar duramente) al profesor asesinado.

Captura de pantalla del vídeo publicado por el clérigo radical Abdelhakim Sefrioui. Youtube.

Esta afirmación del ahora detenido nunca fue contrastada. Sin embargo, a varios representantes de la extrema derecha francesa les ha faltado tiempo para pedir en Twitter la cabeza de la rectora (cargo equivalente al de consejera de Educación en España) de la Académie de Versailles, Charline Avenel, vinculada políticamente al presidente de la República, Emmanuel Macron.

Colegio Bois d’Aulne. Yvelines.info. 

El periódico Libération da buena cuenta de la secuencia de tuits ultras intentando pescar en río revuelto: el exvicepresidente del Frente Nacional Florian Philippot, el miembro del buró nacional del partido, Jean Messiha, el presidente del grupo de RN en el Consejo Regional de Bretaña, Gilles Pennelle, o el ultraderechista identitario Daniel Rieu, asistente parlamentario del eurodiputado Phillippe Olivier.

Twit difamador del diputado de RN Gilles  Pennelle. Traducción: “Samuel Paty tenía en su contra a los a islamistas. Pero también a la consejera de Educación. Hay que pedir la dimisión de esta cobarde”.

La Académie de Versailles desmintió radicalmente las afirmaciones del clérigo radical en una nota de prensa el pasado domingo. El propio ministro de Educación Jean-Michel Blanquer negó también en declaraciones a la radio France Info que hubiera ninguna intención de sancionar al profesor.

DUDAS SOBRE LA FALTA DE PROTECCIÓN

La polémica sobre la gestión de las autoridades educativas francesas en los días previos al asesinato está, no obstante, servida. No son pocas las voces que afirman que Samuel Paty no recibió el apoyo necesario cuando estaba siendo objeto de amenazas y señalamientos en redes sociales.

Imagen del profesor decapitado, Samuel Paty.

Escritos y testimonios de profesores asegurando que su compañero no fue apoyado y que incluso la inspección educativa le instó a pedir disculpas a los padres de los alumnos musulmanes corren estos días por redes sociales levantando la polémica. El diario Le Point publica incluso un vídeo en el que asegura que el profesor, siguiendo el consejo de sus superiores, sí se habría excusado ante las familias. La sección del departamento de Val d’Oise de la FCPE, la más importante de Federación de Padres de Alumnos de Francia, ha emitido un duro comunicado en el que afirma que lo único que hizo la Académie para proteger a Paty fue “pedir a los profesores que se callasen”.

La periodista y activista franco marroquí Zineb El Rhazoui no duda en afirmar que la extrema derecha y el islamismo se retroalimentan

La Académie de Versailles al respecto asegura que Samuel Paty contó en todo momento con el apoyo de la Institución, y que incluso le instó a denunciar las amenazas y el linchamiento en redes sociales al que fue sometido por el padre de la alumna y el clérigo. Una denuncia que el docente finalmente presentó acompañado por la directora del centro.

ULTRADERECHA LAICA, IZQUIERDA PERDIDA

Francia se debate entre la presión de la ultraderecha y las excentricidades de los islamistas radicales, una minoría dentro de la población musulmana francesa, pero muy ruidosa, mediática y peligrosa. La periodista y activista franco marroquí Zineb El Rhazoui no duda en afirmar que la extrema derecha europa y el islamismo se retroalimentan.

En esta situación, la izquierda francesa parece haber perdido su rumbo, y la ultraderecha ha aprovechado la coyuntura para apropiarse de una de las banderas de la República: la del laicismo. Al contrario de lo que ocurre con la extrema derecha española, la francesa presume de laica y se muestra muy interesada políticamente en proteger la laicidad de su sistema educativo. Protegerla, claro está, del islam.

Cartel de RN.

En un país con casi seis millones de musulmanes (15.000 de ellos, islamistas radicales, según datos de la Dirección General de Seguridad hechos públicos en 2017), y con el sangriento pasado colonial de Argelia pesando sobre la conciencia nacional, es necesario hilar fino para tratar estos asuntos. Y la izquierda parece hilar tan fino que ha perdido el tren de la defensa política de la laicidad, en pro del “buenismo” con los musulmanes. Al menos el debate está sobre la mesa. El ejemplo más claro fue la marcha contra la islamofobia celebrada en París el 10 de noviembre de 2019, tas el ataque terrorista de un ultraderechista a la mezquita de Bayona. En aquel acto participaron numerosos representantes de la izquierda francesa, entre ellos, su principal líder, Jean Luc Mélenchon, y el secretario general del sindicato CGT, Phillippe Martínez. En el texto de la convocatoria se tachaban de “liberticidas” las leyes laicistas de la República, como la prohibición del velo en los colegios. Los asistenes además coreaban el conocido “Allahu Akbar”. La connivencia de una parte de la izquierda con esta movilización hizo correr ríos de tinta en el país galo. Fruto de este tipo de polémicas, Rassamblement National se erige hoy en Francia como la principal garante del laicismo.

- Publicidad -spot_img

Actualidad

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here