Las familias de La Corredoria exigen una educación presencial y segura

El AMPA del insituto más masificado de Asturies reclaman a Barbón y Canteli que habiliten espacios físicos para una educación sin pantallas.

Recomendados

Diego Díaz Alonso
Diego Díaz Alonso
Historiador y activista social. Escribió en La Nueva España, Les Noticies, Diagonal y Atlántica XXII. Colabora en El Salto y forma parte del consejo de redacción de Nortes.

Con más de 900 alumnos el IES de La Corredoria es el instituto más masificado de Asturies. El resultado de una mala planificación educativa por parte del Principado y de interminables retrasos en la construcción de un nuevo centro de secundaria en uno de los barrios más jóvenes y poblados de la región. Hoy las familias de este barrio ovetense han estallado contra los problemas de un centro educativo desbordado por la pandemia. En una rueda de prensa convocada a las puertas del IES han anunciado movilizaciones.

“La situación de los alumnos de tercero y cuarto de la ESO es insostenible”. Así de contundente se muestra Sonia Ribeiro, presidenta del AMPA del Instituto de La Corredoria. Las familias exigen que se habiliten ya nuevos espacios para que sus hijos puedan recibir una educación 100% presencial. Consideran que “el nivel académico es bajísimo” y que sus hijos sufren una desmotivación enorme. “Muchas familias están recurriendo a academias privadas, pero es algo que no todas las casas pueden permitirse” señala Ribeiro. Tampoco la solución de los desdobles, turno de mañana y turno de tarde, parecen convencer a madres y padres. “Hay muchos chavales que entrenan y compiten y han tenido que dejar el insituto e irse a otros porque los horarios de tarde les resultan incompatibles” apunta Ribeiro.

“Pronto habrá 1.200 alumnos en La Corredoria, el profesorado está haciendo el trabajo de dos institutos” explica la portavoz de las familias, que reclama al Principado y al Ayuntamiento soluciones provisionales de carácter urgente mientras llegan las ansiadas obras del nuevo centro. Desde ceder espacios municipales, como el mercado de La Corredoria, que sigue a día de hoy cerrado, hasta barracones provisionales. Les vale cualquier solución que les permita acabar con las clases a través de las pantallas y no van a parar hasta conseguirlo.

- Publicidad -spot_img

Actualidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here