Grietas y una red para desprendimientos: los sindicatos denuncian que el derrumbe en el colegio gijonés era esperable

SUATEA y CSI critican que Ayuntamiento y Consejería conocían la situación de deterioro del Rey Pelayo y no intervinieron.

Recomendados

Redacción Nortes
Redacción Norteshttps://www.nortes.me
Te contamos lo ocurrido centradas en la periferia.

Reacciones sindicales al derrumbe del suelo de un aula educativa en el Colegio Rey Pelayo de Xixón. En SUATEA reclaman “actuar con contundencia y exigir responsabilidades, ya que culpables los hay, y la administración ha de ser garante de la conservación y mantenimiento de las infraestructuras de la escuela pública asturiana”.

Desde el sindicato denuncian el centro está “en una situación lamentable”. “Cualquiera puede observar las grietas en el edificio y que el patio está protegido con una red para evitar desprendimientos” señala la organización sindical que denuncia que “tal situación era conocida por los organismos pertinentes, tanto que a comienzos del año pasado el equipo técnico del ayuntamiento responsable del mantenimiento de los centros educativos acudió al colegio para observar su estado”. “Dijeron que  tomaban nota, pero poco se actuó, ya que el centro sigue tal y como estaba, es decir, presentado graves deficiencias” afirman en un comunicado.

Desde CSI Educación han señalado que “hace más dos años que la estructura del colegio está agrietada y con desperfectos más que evidentes que dieron lugar a la colocación de una red para evitar la caída de cascotes al patio”, pero que sin embargo los técnicos municipales del Ayuntamiento de Xixón emitieron informes en los que se aseguraba que no había daños estructurales.

También critican la actitud de la Consejería de Educación, a la que acusan de mirar “hacia otro lado, ignorando los más que evidentes riesgos existentes para el profesorado, personal no docente, alumnado y familias”.

Actualidad