El Pozu Fondón se reconvertirá en planta de producción de hidrógeno verde

La inversión prevista asciende a 18 millones de euros, de los que en torno al 50 por ciento procederán de fondos europeos.

Recomendados

Redacción Nortes
Redacción Norteshttps://www.nortes.me
Te contamos lo ocurrido centradas en la periferia.

La Unión Europea destinará 9 millones de euros al proyecto de la planta de producción de hidrógeno verde en el Pozo Fondón de Llangréu, propiedad de Hunosa.

La iniciativa ‘Mine-to-H2’ está desarrollada por Hunosa en colaboración con Duro Felguera, Nortegas Green Energy Solutions, Alsa, la Universidad de Oviedo y el instituto polaco Glowny Instytut Gornictwa (GIG).

La inversión prevista asciende a 18 millones de euros, de los que en torno al 50 por ciento procederán de fondos europeos a través de las ayudas RFCS (Research Fund for Coal And Steel).

La iniciativa, que será la base para el estudio y demostración de varias tecnologías, ha sido presentada este miércoles en el marco de la jornada ‘Carbón europeo en la transición: resurgir como el ave fénix’, organizada por la Comisión Europea y Euracoal en el Pozo Sotón.

‘Mine-to-H2’ tiene como objetivo contribuir a la descarbonización de sectores clave y promover la transición hacia un entorno y una economía más sostenible y respetuosa con el medio ambiente.

Se basa en la producción de hidrógeno a partir del agua de mina y la futura planta, de 2,5 MW y escalable hasta 5 MW, se fundamenta en la economía circular.

Permitirá, entre otras cosas, la producción de hidrógeno mediante electrólisis y estudiar la recuperación del calor de dicho proceso para integrarlo en la red de geotermia que Hunosa tiene en el District Heating Pozo Fondón, así como incorporar parte del hidrógeno a la red de gas natural existente, acoplándose con el sector de la calefacción.

El proyecto, con una duración de cuatro años y medio, también incluye la puesta en servicio de un nuevo modelo de autobús interurbano propulsado con hidrógeno verde mediante pila de combustible, contribuyendo así a descarbonizar el transporte de pasajeros por carretera.

De izquierda a derecha, Isaac Pola, viceconsejero de Industria y Transición Justa; Nieves Roqueñí, consejera de Transición Ecológica, Industria y Desarrollo Económico; Enrique Fernández, presidente del Grupo Hunosa, y José Ramón Martín Ardines, alcalde de San Martín del Rey Aurelio.

Por otra parte, ‘Mine-to-H2’ contempla la implantación de una planta fotovoltaica en una antigua mina de carbón a cielo abierto, en el límite de Mieres y Langreo.

El presidente de Hunosa, Enrique Fernández, ha destacado que es un proyecto “de gran trascendencia” entre los desarrollados por la compañía, no solo por su presupuesto y por la importancia de los socios implicados, sino también por lo que supone en la generación “de un vector energético como es el hidrógeno verde”.

Fernández también ha avanzado que Hunosa tiene previsto iniciar en el último trimestre del año la transformación de la actual central térmica de La Pereda, en Mieres, en una central de biomasa, al tiempo que hizo hincapié en que la compañía trabaja en la creación de una planta fotovoltaica de 12,8 MW, en la escombrera de Pumardongo, en Mieres.

Por su parte, la consejera de Transición Ecológica, Industria y Desarrollo Económico, Nieves Roqueñí, ha puesto en valor el proyecto y ha mostrado su convencimiento de que ayudará a “visibilizar el liderazgo de Asturias” en la transición ecológica.

Actualidad