El Observatorio asturiano del Sáhara denuncia el incremento de la represión en Marruercos

Su presidente, Javier González Vega, advierte que la libertad de expresión y asociación han desaparecido casi por completo en el reino alauita.

Recomendados

Redacción Nortes
Redacción Norteshttps://www.nortes.me
Te contamos lo ocurrido centradas en la periferia.

El presidente del Observatorio Asturiano de Derechos Humanos para el Sáhara Occidental, Javier González Vega, ha denunciado este jueves en Avilés un incremento en la represión por parte de Marruecos que ha llevado a que la libertad de expresión “está absolutamente mermada” en la antigua colonia española.

González Vega, catedrático de Derecho Internacional Público de la Universidad de Oviedo, ha señalado a Efe durante un acto organizado por Amnistía Internacional en el Palacio de Valdecarzana que Marruecos pretende equiparar la situación del pueblo saharaui con el separatismo en España y sugerir que, en realidad, el Frente Polisario es un movimiento separatista.

“Lo que no hay que olvidar es que es el representante del pueblo saharaui, cuyo derecho de autodeterminación le fue reconocido por Naciones Unidas”, ha apuntado. Así, ha incidido en la violación sistemática de los derechos del pueblo saharaui por parte de Marruecos y la reciente denuncia cursada por Amnistía Internacional que ha dirigido una carta al presidente Pedro Sánchez en relación “con la dejación de funciones que hace España”.

“Unas responsabilidades que algunos creemos que son jurídicas, pero, cuando menos, también son morales para con este pueblo. Si se niega lo más, que es el propio derecho a la autodeterminación, obviamente, también se niega lo menos, que es el disfrute de los derechos de libertad de expresión o de asociación”, ha subrayado González Vega.

Por su parte, el presidente de Amnistía Internacional Asturias, Gonzalo Olmos Fernández-Corugedo, ha dicho que en los últimos años se está observando un incremento de la actuación represiva frente a la población saharaui, singularmente con sus líderes sociales, en un intento de sofocar cualquier clase de expresión de protesta.

Amnistía Internacional está trabajando en los casos de los activistas Mohamed Lamine Haddi, golpeado con porras tras declarar su intención de ponerse en huelga de hambre para protestar por sus condiciones de reclusión, y Sultana Khaya, en arresto domiciliario desde hace meses y que denunció haber sido violada por las fuerzas de seguridad marroquíes

Actualidad

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí