“Salvemos La Vega” espera una asistencia multitudinaria a la manifestación de este sábado

"Nadie echa en falta una torre, más vivienda, pasar por el medio una autovía o un parking de 500 plazas", afirma el colectivo convocante

Recomendados

Andrés Illescas
Andrés Illescas
Es periodista.

El clamor popular contra el protocolo que pretende transformar la Fabrica de Armas de La Vega —mayoritariamente— en viviendas se concretará en una manifestación convocada para el próximo sábado 5 de noviembre. Así lo anunció este miércoles Juan Álvarez, portavoz de la plataforma “Salvemos La Vega”, en una intervención pública que contó con la presencia de representantes de la Federación de Asociaciones de Vecinos de Oviedo y del Consejo de la Juventud de Asturias.

Álvarez habló del rechazo de la sociedad al protocolo de La Vega, donde se pretende construir más de 1.000 viviendas, incluyendo una torre de 25 metros. “El objetivo primero de esta manifestación es mostrar nuestro rechazo al protocolo y que este no se convierta en convenio. Queremos mantener nuestro patrimonio”, expresó el portavoz de la plataforma.

Hubo mención también para las actividades culturales realizadas en las últimas semanas en la fábrica, en el contexto de los premios Princesa de Asturias. Son precisamente usos de este tipo los que la plataforma pide para el recinto fabril: “Durante estos días vimos a la gente maravillada con la particularidad del patrimonio, pero ningún visitante echó en falta una torre, viviendas, tirar los chalets, pasar una autovía por el medio o un parking de 500 plazas. Lo único que se echa en falta es un mantenimiento y un plan especifico para desarrollar su potencialidad”, espetó Álvarez.

Con todos estos alicientes, el próximo sábado se convoca una manifestación en la que se espera una asistencia multitudinaria, como primera piedra para la resistencia ante lo que califican de “expolio” de la vieja fábrica de armas ovetense.

Actualidad

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí