No eran los subtítulos: Netflix reconoce “motivos políticos” en la retirada del documental de Javier Ríos

Una llamada de Netflix USA a la distribuidora de la película ha confirmado que el motivo de la retirada de "180 grados" es su contenido político

Recomendados

Bernardo Álvarez
Bernardo Álvarez
Graduado en psicología y ahora periodista entre Asturias y Madrid. Ha publicado artículos en ABC, Atlántica XXII, FronteraD y El Ciervo.

El actor y cineasta Javier Ríos, nacido en Cataluña pero de raíces asturianas, denunciaba hace dos semanas que Netflix había retirado un documental de su autoría, 180 grados, tras solo 17 horas subido en la plataforma: “Es un documental político, y creo que el problema viene de ahí”, decía entonces Ríos al teléfono. Desde Netflix decían que se trataba de un problema con el subtitulado, y que el documental iba a restaurarse en la plataforma en cuanto se solventase.

Sin embargo, una llamada recibida de la oficina estadounidense de Netflix a la distribuidora de 180 grados confirmó las sospechas de Ríos. La empresa reconoce que el motivo por el que se retiró la película es su contenido político. La distribuidora de la película está sopesando tomar medidas legales contra Netflix para que la multinacional abone a los creadores el dinero acordado.

Actualidad

1 COMENTARIO