45-35-19: Foro ¿El principio del fin?

¿Pretendía Foro convertir la vida social y deportiva del club en la plataforma de lanzamiento de Fernando Couto como sucesor de Carmen Moriyón en 2027?

Recomendados

Víctor Guillot
Víctor Guillot
Víctor Guillot es periodista y adjunto a la dirección de Nortes. Ha trabajado en La Nueva España, Asturias 24, El Pueblo de Albacete y migijon.

La política municipal ofrece momentos interesantes como las elecciones al Grupo de Cultura Covadonga que otorgaron este domingo la presidencia de la institución a Joaquín Miranda, hombre vinculado tangencialmente a la socialdemocracia de forma inveterada. El Grupo es una buena representación de la sociedad civil gijonesa: diversa y moderna, inteligente y plural, a caballo entre dos siglos. La institución integra a casi 40.000 socios, es una ciudad dentro de otra ciudad y puede defender con orgullo que duplica a la masa social del Sporting de Gijón, con Mundial o sin él. El Grupo es un factor político importante de la ciudad como lo ha sido también el Club Santa Olaya. Ambos son “algo más que un club”. Podría decirse que el este y el oeste de la ciudad acogen gran parte de su identidad a través de estos dos espacios comunicados a través del deporte.

Los resultados de estas elecciones, ya digo, ofrecen un reflejo político de la situación política de la ciudad. Miranda (fulgor PSOE, un suponer) obtuvo el 45% de los votos. Sarasola (Ciudadanos-PP, otro fingimiento) logró un 35% y Luis Mitre (candidato con aura y perfume Couto), un 19%. Si yo fuera asesor de Foro en Gijón, estudiaría muy a fondo estos resultados y empezaría a meditar hasta qué punto los últimos 10 meses de gestión municipal han sido reprobados en unas elecciones que han tenido cierto aire de familia a segunda vuelta. Las elecciones del domingo podrían haber sido un plebiscito, sin que nadie lo haya investigado.

Carmen Moriyón y Fernando Couto en 2018.

El pasado 25 de febrero, el ex-concejal de Urbanismo y Promoción Económica y, sobre todo, fundador de Foro, Fernando Couto, volvía a protagonizar una interesantísima entrevista en las páginas del diario El Comercio. Veinte días después, el hermano de María Mitre, hombre al que no se le conocía hasta entonces una gran actividad grupista, encabezaba una candidatura a la presidencia del club. ¿Era esto un intento del partido de Carmen Moriyón por hegemonizar un espacio social como el Grupo Covadonga? ¿Pretendía Foro convertir la vida social y deportiva del club en la plataforma de lanzamiento de Fernando Couto como sucesor de Carmen Moriyón en 2027? Si esto fuera así, y podemos sospechar que una mayoría de socios del Grupo lo han percibido así, respondieron de un modo claro y contundente el pasado dominngo: no.

Ana Braña, Fernando Couto, Carmen Moriyón…comienza a tener las resonancias de la vieja política. Quizá sean los efectos de la cantonalización del partido que fundó Francisco Álvarez Cascos. La estrategia de Foro en el Grupo Covadonga era una anomalía política y nos devuelve al terreno de lo siniestro, aquello que en palabras del filósofo Mark Fisher se explica como lo que está donde no debería de estar o aquello que no está donde sí debería. En ocasiones, conviene no invocar viejos fantasmas. En una novela de terror o una película de misterio, siempre son sinónimos de un problema no resuelto o una querella mal cerrada.

María Mitre, concejala de Hacienda, hermana del candidato derrotado, Luis Mitre, en las elecciones al Real Grupo de Cultura Covadonga.

El domingo se abrió una puerta interesante en Gijón. Si hoy hubiera otra vez elecciones municipales, lo sucedido en el Grupo Covadonga podría no alejarse mucho de este resultado. Lo del domingo ha sido un buen sondeo y los zahorís de la demoscopia huelen los movimientos del electorado con situaciones análogas a esta. El inmovilismo de Foro puede estar pasándo factura a Carmen Moriyón y Fernando Couto y quizá haya empujado a la derecha sociológica a decantarse por el PP de Pablo González o el PSOE de Monchu García. Más allá de la hipótesis razonada, lo que sí es un hecho incontestable es que lo que sirvió a Foro para alcanzar el Ayuntamiento de Gijón el pasado 28 de mayo, no funcionó este fin de semana para conquistar el Grupo de Cultura Covadonga.

ADENDA: Es más que probable que Álvaro Queipo también haya tomado buena nota de todo esto.

Actualidad