La nueva Malatería conservará su cuerpo delantero y albergará 29 pisos para mayores y un centro polivalente

Vivienda, que destinará 1.450.000 euros, pone el proyecto como ejemplo de vivienda pública conservando patrimonio.

Recomendados

Diego Díaz Alonso
Diego Díaz Alonso
Historiador y activista social. Escribió en La Nueva España, Les Noticies, Diagonal y Atlántica XXII. Colabora en El Salto y dirige Nortes.

El Gobierno de Asturias ha aprobado este jueves una partida de 1.450.000 euros para la construcción de las 29 viviendas de protección oficial destinadas a alquiler asequible para personas mayores. Proyectadas en el emblemático edificio de La Malatería, de 1929, en el barrio de San Lázaro de Oviedo/Uviéu, el inmueble, que se demolerá parcialmente, tendrá asimismo un centro polivalente con 70 plazas de capacidad. Esta previsto que las obras concluyan en el verano de 2026.

Según ha destacado el consejero Ovidio Zapico al término de la reunión del Consejo de Gobierno, este será el primer ejemplo en Oviedo/Uviéu de vivienda dotacional. La iniciativa, promovida por la Consejería de Ordenación del Territorio, Urbanismo, Vivienda y Derechos Ciudadanos, supondrá una inversión global de 6.289.023 euros, dado que los pisos se construirán a través de un mecanismo de colaboración entre la Administración pública y el sector privado, mediante la concesión de derechos de superficie por un plazo de 75 años.

Gaspar Llamazares, Ovidio Zapico y Daniel Sánchez.

De este modo, el Principado aportará 1,45 millones, correspondientes a fondos europeos Next Generation del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia (MRR), mientras que los 4.839.023 euros restantes los sufragará la entidad que resulte adjudicataria del derecho de superficie. Esta última asumirá también la construcción, promoción y mantenimiento de los inmuebles, siempre bajo la supervisión y el control del Principado.

Las viviendas de La Malatería tendrán una superficie media de 60 metros cuadrados y serán energéticamente sostenibles. Además, los pliegos del concurso plantean la conservación de todo el cuerpo delantero del edificio y de buena parte de su zona verde posterior, una demanda del movimiento vecinal, que ha sido atendida por la consejería tras un proceso de conversaciones que tuvo lugar el pasado año. En ese sentido, Zapico se ha manifestado satisfecho por el diálogo mantenido tanto con el Ayuntamiento de la capital como con La Malatería No se Tira y la Asociación Vecinal San Lázaro.

A partir de ese mínimo de preservación, se otorgará mayor puntuación en el proceso de licitación a aquellas ofertas que apuesten por una mayor protección del inmueble y de las áreas ajardinadas traseras, una reivindicación que mantiene la plataforma ciudadana.

Zapico recuerda que a esta partida se suma a otra reciente decisión adoptada el pasado 26 de abril: la inversión de más de 10 millones de euros para la construcción de 294 viviendas destinadas al alquiler asequible para jóvenes en Xixón y Siero. “Estamos hablando ya de 323 viviendas” apuntó el consejero, que se ha marcado como objetivo llegar a las 600 en 2027.

Gaspar Llamazares, portavoz de IU en la capital asturiana, expresó su satisfacción por el modelo ensayado en La Malatería, y señaló que es exportable a otras partes de la ciudad. “Es posible conservar el patrimonio y construir vivienda asequible”, apuntó el edil, que se mostró defensor del diálogo entre administraciones y sociedad civil para alcanzar acuerdos.

Actualidad