El aspirante a comisario de policía de Oviedo también está ligado al caso “Enredadera”

Javier Lozano, que aparece en el sumario hablando con el actual jefe policial sobre amaño de oposiciones, ha contado con su propio concurso de acceso a medida

Recomendados

Andrés Illescas
Andrés Illescas
Es periodista.

La jefatura de la Policía Local de Oviedo seguirá vinculada a la Operación Enredadera, de amaño de contratos públicos. Javier Lozano –antiguo inspector policial de Avilés– ha sido el elegido en un concurso a medida orquestado por el PP ovetense, de cara a sustituir al actual Comisario, José Manuel López, una vez este se retire. Curiosamente, ambos, aparecen en pinchazos telefónicos del sumario de la citada operación policial, hablando sobre como amañar oposiciones policiales para colocar a agentes afines y mandos en diversos ayuntamientos de Asturias.

Además, en dichas conversaciones mencionan específicamente a la formación popular –a la que denominan “nuestro partido”– y lo positivo que sería que recuperasen el gobierno en Oviedo, ya que, por aquel entonces regía la capital el tripartito (PSOE, Somos e IU).

Dicho y hecho. Con el gobierno de Alfredo Canteli, José Manuél López, que había sido cesado por el concejal socialista Ricardo Fernández, por su supuesta implicación en el caso Enredadera, fue restituido en su cargo. El nuevo concejal de Seguridad Ciudadana, José Ramón Prado (PP), fichó a otro cargo más de la operación Enredadera, al citado Lozano, colocado en un polémico movimiento como director general de Seguridad Ciudadana del Ayuntamiento de Oviedo.

El bipartito (PP, Cs) anunció en aquel momento la creación de tres direcciones generales, aireando en la prensa los nombres de quienes las ocuparían. Esto no convenció a algunos sindicatos, que presionaron, provocando que el bipartito rectificara, lanzando una convocatoria pública en la que los tres nombres propuestos de antemano obtuvieron el puesto: “Ya se sabía quien iban a ser los cargos que salieran de la oposición”, explican políticos y personas directamente relacionadas con la policía.

Esta misma operación se repite ahora. En los círculos internos de la policía local y entre los propios políticos ovetenses ya se sabía que Lozano ocuparía el puesto. Para facilitar las cosas, se modificó la Relación de Puestos de Trabajo (RPT) creando la plaza de segundo comisario principal y sacándose a concurso. A este solo se inscribieron cuatro personas y de ellos, únicamente dos Lozano y Diego Alonso González, se presentaron a las pruebas físicas, resultando ambos aptos.

A las teóricas, ya solo fue Lozano, quedando el camino completamente despejado para el PP. Explican fuentes sindicales, que parte de los inscritos inicialmente en el concurso “estaban de relleno” y otros “decidieron no seguir al tener dudas sobre sus opciones reales”.

Este es el primer movimiento que se produce en el cuerpo policial municipal después de los sucesos del pasado 24 de junio, cuando un agente vestido de paisano, con menos de un año de experiencia, que había entrado al cuerpo en las últimas oposiciones bajo el mando de López y Lozano, disparó al coche en el que se encontraban dos jóvenes de 19 y 20 años en el ovetense barrio de La Florida.

Actualidad

1 COMENTARIO

  1. Las interrogativas indirectas llevan tilde. La puntuación es, más que deficiente, altamente confusionaria. Graves errores de concordancia.
    Saludos,

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí