“Cuando propuse denunciar el peaje del Huerna a los otros partidos asturianos me miraron como si fuera un marciano”

La Comisión Europea ha dado la razón al ex secretario general de Podemos Asturies en su denuncia por la prórroga de la concesión.

Recomendados

Diego Díaz Alonso
Diego Díaz Alonso
Historiador y activista social. Escribió en La Nueva España, Les Noticies, Diagonal y Atlántica XXII. Colabora en El Salto y dirige Nortes.

No deja de ser irónico que la denuncia por la prórroga del peaje del Huerna, en 2.000, fuera puesta por un partido político, Podemos, que no se fundó hasta 14 años más tarde de aquella decisión del gobierno de José María Aznar. Una decisión que la Comisión Europea acaba de cuestionar por arbitraria y contraria a la libre competencia. El ex secretario general de Podemos Asturies, Daniel Ripa (Jaca, Huesca, 1981) tenia 19 años y acababa de empezar en la Facultad de Psicología cuando el PP apostó por una prórroga automática de la concesión, sin competidores. Hoy tiene 42 años, enseña psicología social en la Universidad de Burgos y está expulsado de la organización de la que fue cofundador. Su denuncia de 2021, que acaba de tener contestación, podría abrir la puerta a la declaración como ilegal del peaje entre Asturies y León.

¿Qué supone esta contestación de la Comisión?

Es la primera vez que la Unión Europea señala que la ampliación del peaje del Huerna fue ilegal. Ninguna institución ni tribunal lo había hecho hasta ahora. Es una victoria de la gente corriente, tras años de colaboración con la Comisión Europea, una lucha de David frente a Goliat. La UE detecta que se produjeron tres potenciales violaciones de los tratados comunitarios, ya que se realizó esa ampliación por ¡29 años! sin concurso público ni transparencia; es decir, a dedo. No había interés general. Y por ello la Comisión Europea, la guardiana de los tratados de la UE, abre una infracción al gobierno de España, como la que por ejemplo se abrió por la falta de depuración de aguas en varias ciudades españolas. Después de reconocer la vulneración de la legalidad europea y de abrir una infracción, la Comisión exigirá un paquete de medidas correctoras y, si no se cumple en dos meses, sancionará a España. Pero no se suele llegar tan lejos. En un 90% de los casos, los Estados cumplen a la primera esas medidas correctoras.

Denuncia hechos que sucedieron una década antes del nacimiento de Podemos. ¿Cómo es posible que ningún partido lo denunciara entonces?

Yo me presenté a unas elecciones prometiendo, como diputado, que donaría la mitad de mi salario a causas sociales, rechazaría cualquier privilegio, avanzaríamos hacia la gratuidad del 0 a 3 y del transporte público, y acabaría con el peaje del Huerna. Y creo que a la vista está que he ido cumpliendo mi palabra. Lo que es asombroso es que todos los políticos asturianos coincidían en que la ampliación del peaje era injusta, prometían eliminar el Huerna desde la oposición y cuando llegaban al gobierno miraban para otro lado. Nos tomaban por tontos. El parlamento asturiano ya había pedido en dos ocasiones al gobierno de Barbón que presentara una denuncia, pero su vicepresidente Cofiño y él consideraban que no iba a prosperar y no se podía hacer nada. Después de las sentencias de la UE sobre las autopistas italianas y sobre la AP-9 gallega, en 2021, era evidente que la A-66 suponía un caso similar. 

Daniel Ripa. Foto: Alisa Guerrero

Y ahí decidí no resignarme y acudir a Europa para intentar lograr lo que no podíamos hacer en España, donde el Tribunal Supremo había archivado nuestra denuncia por una supuesta prescripción de los hechos. Hoy todo el mundo se sube al carro, pero cuando propuse denunciar el peaje a los otros partidos asturianos me miraron como si fuera un marciano. Pero incluso en esa época (septiembre de 2021), la dirección estatal de Podemos en Madrid y quienes les apoyaban en Asturias no veían con buenos ojos esta iniciativa, decían que era sólo marketing y que la “política seria” era apostar por bonificaciones a los conductores. Luego supimos que las bonificaciones eran como el Black Friday, te hacían un pequeño descuento para subirte en Enero del año siguiente la cuantía del peaje. 

¿Qué intereses quisieron favorecer Aznar y Cascos?

Aznar y Cascos querían hacer más valiosa la empresa pública de autopistas para así aumentar la rentabilidad del futuro comprador de Aucalsa, que fue la constructora Sacyr. Era más interesante para esta empresa el recibir un peaje hasta 2050 que uno hasta 2021, así que añadieron 29 años más de prórroga. Es más, luego supimos que justificaron el interés general de la ampliación del peaje para Asturias diciendo que la empresa de autopistas iba a hacer unas obras en Galicia. Para Aznar y su gobierno, cumplir las leyes no iba con ellos, creían que estaban por encima del bien y del mal.

“Aznar y Cascos querían hacer más valiosa la empresa pública de autopistas para así aumentar la rentabilidad del futuro comprador de Aucalsa”


Pero la clave ahora es si el PSOE presenta alegaciones y pelea desde Madrid para que se mantenga el peaje, o colabora con Europa para declarar su ilegalidad y tomar medidas correctoras. No vale decir que Aznar lo hizo muy mal, pero luego intentar mantener el peaje. Tienen dos meses para decidir si están con los que jugaron con el futuro de asturianos y asturianas o si se ponen del lado de Europa, de la ciudadanía y de la justicia.

Se abre expediente sancionador al Estado español. ¿Quién pagará los platos rotos? 

Quien no lo pagará serán las miles de personas de Asturies y León que ahora están divididas por un peaje injusto. El Huerna es la autopista con la concesión más larga de la península y con uno de los precios más altos. La solución es muy sencilla: procedimiento judicial para declarar ilegal el peaje (como está haciendo la UE), auditoría de Aucalsa para ver cuánto falta por pagar y cuánto ha ingresado hasta la fecha, y negociación -por las buenas o por las malas- para recuperar el peaje, por una cantidad que va a ser una décima parte en comparación con lo que costó la Variante o con lo que recibiría Aucalsa hasta 2050 de mantenerse su concesión.

Daniel Ripa: Alisa Guerrero

¿Qué sería lo justo?

Lo justo es que Asturias no sea menos que ningún otro territorio. ¿Por qué en 2021 se levantaron los peajes en Valencia y Catalunya, al finalizar sus concesiones, y en Asturias y León no sucedió eso? No es normal que el dinero de los asturianos pague las pensiones de los holandeses, cuyo fondo de pensiones es el actual propietario del fondo de inversión que posee la autopista. ¿Sabes cuántos asturianos y asturianas vuelven a casa los fines de semana porque están en la diáspora? ¿Es justo que asturianos y leoneses estemos divididos por este peaje y nuestra economía, turismo y cultura se vea afectada? ¿O que nuestras empresas y transportistas tengan un coste mayor por producir y exportar desde Asturias? No podemos aceptar que continúe la discriminación hasta 2050. Nuestra generación tiene la responsabilidad de resolver algunos de los problemas heredados del pasado que lastran el crecimiento y futuro de nuestra tierra.

¿Hay posibilidades de acabar con el peaje del Huerna?

Bastante elevadas. Ésta es la primera posibilidad real de que se suprima el peaje. Una vez abierto el procedimiento de infracción, cuando en dos meses se reciban las alegaciones del gobierno de España, la Comisión Europea elevará un dictamen donde dará dos meses a España para llevar a cabo medidas correctoras de esta infracción. En Italia, en un caso bastante similar, la UE propuso la eliminación del peaje y sancionó económicamente al gobierno de ese país hasta que se cumplió la sentencia. Eso esperamos que suceda con la A-66. Pedimos que, mientras tanto, los conductores que guarden los tickets. Si el peaje se declara ilegal, lo sería desde el 17 de octubre de 2021 y alguien deberá indemnizar a las personas usuarias por este sobrecoste. 

¿Sería partidario de algún tipo de peaje ecológico para limitar el uso del transporte por carretera?

El PSOE lleva años lanzando globos sonda sobre la posibilidad de cobrar por el uso de autovías. En muchos países donde se aplican las viñetas por el uso de autovías, funcionan más como un impuesto nuevo que otorga una tarifa plana para circular por autovías. Quien intenta mezclar el Huerna y el debate del pago de las autovías lo que intenta decirnos en realidad es: “No merece la pena que hagáis nada para suprimir el peaje del Huerna porque ya en unos años se va a pagar por todas las autovías”. Pues mira, primero que levanten las barreras en esta autopista y ya después hablamos de lo que quieran. Porque aquí hay una discriminación, entre territorios con peajes y otros sin ellos.

Actualidad