ETIQUETES

Paolo Sorrentino

Las raíces son importantes

¿Son necesarios los hiperliderazgos para ganar elecciones?

Berlusconi, mon amour

Tuvo muy claro lo que no quiso ser. Nunca quiso ser Giulio Andreotti. Intentó destruirlo y no lo consiguió.

Actualidad